El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha destacado hoy en una conferencia en Barcelona la firma del pacto de Estado contra el terrorismo yihadista y ha reclamado al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, llegar a "más acuerdos" en "elementos de fondo necesarios para el futuro", como en educación.

Sánchez ha participado en el ciclo "Conversaciones en el Círculo. La hora de la política", organizado por el Círculo de Economía en la capital catalana, con una conferencia con un marcado tono económico, aunque también ha analizado otras cuestiones como el pacto firmado ayer o el debate soberanista catalán.

El líder del PSOE ha hecho una breve referencia al pacto que firmó ayer con el presidente Rajoy para la lucha contra el terrorismo yihadista y es entonces cuando ha afirmado que le "gustaría" que "hubiera más acuerdos en algunos elementos de fondo que necesitamos para responder al futuro".

En este sentido, ha apuntado que uno de esos posibles acuerdos debe ser "ineludiblemente" uno por la "estabilidad, la equidad y la excelencia de nuestro sistema educativo".

Se da la circunstancia de que, aunque Sánchez ha mostrado su disposición a llegar a más acuerdos con Rajoy, el portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, había asegurado poco antes que su partido no va a entablar más pactos, ni ninguna coalición, con el PP porque sus diferencias son "abismales".

Sobre el debate soberanista, ha alertado en Cataluña del "equívoco" de equiparar "independencia con libertad".

"Nadie tiene derecho a separarnos cuando más nos necesitamos juntos" o a "obligar a elegir una sola identidad cuando nuestra riqueza es la diversidad", ha dicho Sánchez, que ha reivindicado la reforma federal como la "única vía" posible.

Parafraseando a Manuel Azaña, uno de sus "referentes políticos", ha recordado que éste "alertaba mucho de aquellos que defienden y equiparan la independencia con la libertad".

"En la era de la globalización, con soberanías compartidas, es el unirnos alrededor de desafíos comunes lo que puede hacer emerger en su totalidad el ser de Cataluña", ha añadido.

Más allá de estas dos cuestiones, su discurso ha girado sobre el eje económico, respecto al que ha "reconocido" que "la economía española se está recuperando", pero ha reprochado la "euforia", "autocomplacencia" y "arrogancia" del presidente del Gobierno.

"Voy a reconocer algo que a lo mejor es impropio de un líder de la oposición. Voy a reconocer que la economía española se está recuperando e incluso creo y deseo que los pronósticos de crecimiento que han marcado el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Gobierno se van a cumplir a final de este año", ha afirmado.

Pero a continuación, ha matizado que "eso no significa compartir y justificar la euforia y autocomplacencia de Rajoy sobre la situación macroeconómica del país; y mucho menos que los avances se deban a su política económica; o menos aún que, como dice Rajoy, que en la cafeterías se esté comentando que la crisis ya es historia".

"Es verdad hay cifras para la esperanza, pero el Gobierno debería ser menos arrogante, más humilde y más prudente, sobre todo con las cifras del mercado trabajo", la prima de riesgo o el PIB.

Sánchez ha "exigido", además, el fin de la troika y de las políticas de austeridad y sustituirla por una gobernanza democrática de la economía europea", además, ha emplazado a Rajoy a "liderar dentro de UE el mensaje de que hay que acabar con la troika".

También ha apostado por "renovar" el sistema de financiación autonómico, y ha anunciado que el PSOE "presentará la reforma del artículo 135 de la Constitución" para "completarlo": "Creemos en la estabilidad presupuestaria y en pagar los intereses de la deuda, pero también en fijar un mínimo social a las políticas que son propias de la socialdemocracia y que han caracterizado el Estado del bienestar".

Caso Bárcenas

Pedro Sánchez, ha ironizado hoy con que "Rajoy actúe contra Rajoy", en referencia a la "paradójica" situación de la política española en la que el Ministerio de Hacienda "ha decidido personarse contra el PP" por un supuesto delito fiscal en las obras de la sede del PP.

Sánchez ha insistido en su intención de abordar una reforma fiscal si llega a La Moncloa, para que "paguen más los que más tienen, perseguir fraude fiscal y acabar con la ingeniería fiscal de empresas y personas que tratan de evitar el pago de impuestos que les corresponde".

"Habrán leído en la prensa que Hacienda ha considerado irregular la financiación de la reforma de la sede del PP en la madrileña calle Génova y que el Ministerio de Hacienda ha decidido personarse en contra del PP", ha dicho entonces.

A su juicio, "ésta es la paradójica situación de la política española: el presidente del Gobierno actuando en contra del presidente del PP, el señor Rajoy actuando contra el señor Rajoy. ¿Quién de los dos asumirá alguna responsabilidad política? ¿Y por qué no los dos?".