El futuro turístico de Antigua se centra en la regeneración de la playa de El Castillo, la ampliación del paseo marítimo y la remodelación de la planta alojativa obsoleta. Los escasos recursos económicos han determinado que el Consistorio haya lanzado un llamamiento a las administraciones públicas para que financien los citados proyectos. El Castillo es la tercera zona turística en importancia de la isla tras Pájara y La Oliva.

Ambos proyectos se vienen prolongando en el tiempo, enquistados por trabas burocráticas y políticas. Desde hace al menos una veintena de años los empresarios de la zona han venido demandando la necesidad de arreglar la mencionada playa, pero sus peticiones han caído en saco roto no solo por parte de las instituciones canarias sino por la estatal. Mientras tanto, la frágil economía local continúa tambaleándose.

La aprobación definitiva de las modificaciones puntuales del PGOU de Antigua por parte de la Cotmac para facilitar los proyectos de la regeneración de la playa de El Castillo y la ampliación de la avenida marítima, así como el cambio de los convenios con los particulares para la liberación del suelo, que pasaron de convenios urbanísticos a de gestión, abre una puerta al futuro de ambos proyectos, que, ahora se enfrenta al problema de su financiación y más en la situación de crisis por la que atraviesan las instituciones públicas.

El Consistorio de Antigua, aprobó, en el transcurso de una sesión plenaria de carácter extraordinario, instar al Gobierno de España, al Ejecutivo regional y al Cabildo de Fuerteventura a colaborar en la financiación, licitación y ejecución de las obras necesarias para culminar las citadas obras. La moción plantea la suscripción de convenios de colaboración entre todas las administraciones para realizar estos proyectos de gran interés económico para el municipio.

La alcaldesa de Antigua, Genara Ruiz, ha valorado el trabajo de todos los profesionales técnicos y jurídicos de las cuatro administraciones para sacar adelante este proyecto, al que calificó de "fundamental para el desarrollo económico y turístico del municipio". Asimismo, reiteró que durante este largo proceso se han implicado varias corporaciones y que la aprobación de la modificación puntual supone "un beneficio para todo el municipio de Antigua. Ahora solo falta contar con la financiación económica correspondiente para la materialización de esta iniciativa".

Acceso

La modificación del PGOU de Antigua va a permitir un acceso de 20 metros de ancho desde el aparcamiento a la playa del Castillo, mientras que la futura prolongación del paseo marítimo tendrá 7,30 metros de ancho, superficie que se obtendrá tras la demolición de un restaurante cuya ubicación imposibilitaba la ampliación de la avenida.