Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"El privilegio de pertenecer a la familia Acosta del Valle Santa Inés"

Las hermanas artesanas Josefa y Benita dejan un interesante legado cultural en la Isla

De izda a dcha. Benita, Salomé, Josefa y Viky en una feria de artesanía.

De izda a dcha. Benita, Salomé, Josefa y Viky en una feria de artesanía. LP / DLP

Dos hermanas han hecho historia en la artesanía de Fuerteventura, Benita y Josefa Acosta. Saben trabajar el barro, la palma y el calado y dejan un interesante legado cultural y piezas únicas para la artesanía majorera. "Para mí es un orgullo y un honor pertenecer a la familia Acosta del Valle Santa Inés del municipio de Betancuria, y tanto mi tía como mi madre Josefa han sido unas maestras. Con ellas he compartido todo, he participado en eventos y siempre es un placer reunirnos y charlar", confiesa María Salomé.

"Aunque yo de niña me crié con mi abuela paterna que se llamaba Salomé y era alfarera después con mi madre y con mi tía he compartido, experiencias, me han enseñado mucho y han sido unas profesoras de la vida", añade. Dos hermanas artesanas muy unidas que han acudido siempre juntas a las diferentes ferias y que se caracterizan por su eterna alegría, jovialidad, y por su carácter participativo. "A pesar de su edad siempre quieren enseñar a los jóvenes su trabajo, sus creaciones en alfarería o palma y siempre han sabido transmitirnos la pasión y el amor por este arte. Por ello somos una larga familia de artesanos", expresa Salomé.

Josefa y Benita Acosta han recibido muchos premios durante su larga trayectoria profesional.

Compartir el artículo

stats