Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La sal majorera, la mejor de Canarias

Las Salinas del Carmen obtienen dos galardones entre las diez propuestas que concursaban | La empresa asturiana Proasur gestiona la industria artesanal

La sal majorera, la mejor de Canarias

La sal majorera, la mejor de Canarias

El queso y el aceite majorero se han convertido en los mejores embajadores de Fuerteventura cosechando éxitos en cuantos concursos participan por la calidad y el sabor de los mismos. A ellos, se une ahora la sal que acaba de lograr ser reconocida como la mejor de Canarias. Un nuevo éxito de un producto majorero a nivel regional.

La flor de sal de las Salinas del Carmen, elaborada por la empresa asturiana Proasur SL, ha sido elegida como la mejor de la tercera edición del concurso oficial de Sal Marina Agrocanarias 2020, logrando los galardones de Mejor Sal Marina de Agrocanarias y Mejor Sal Marina de Canarias, tras el veredicto del jurado que se rindió a la calidad de la sal majorera, que se elabora de forma natural en las Salinas del Carmen, en el municipio de Antigua. El premio a la mejor innovación, imagen y presentación 2020, recayó en las Salinas de Tenefé, ubicadas en el municipio grancanario de Santa Lucía de Tirajana.

La consejera de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias, Alicia Vanoostende, y el director del Instituto Canario de Calidad Agroalimentaria (ICCA), Basilio Pérez, fueron los encargados de dar a conocer el fallo de los miembros del jurado.

Este concurso, desarrollado por el Instituto Canario de Calidad Agroalimentaria (ICCA) y adscrito a la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno canario, contó con la participación de diez muestras de sal correspondientes a cinco empresas de las islas. Un comité evaluador conformado por 10 componentes, técnicos, miembros de la restauración y hostelería de Canarias dieron su puntuación a las diferentes muestras participantes.

La sal majorera, la mejor de Canarias

En la categoría de Flor de Sal, la gran medalla de oro recayó en las Salinas de Tenefé, de Gran Canaria, elaborada por BRC Infraestructuras Hidráulicas SLL. La medalla de plata se la llevó Flor de Sal Janubio, de Lanzarote, un producto elaborado por Salinas de Janubio S.L.

En la categoría de Sal Marina Virgen, la medalla de oro fue a parar a las Salinas de Bocacangrejo, de Gran Canaria, elaborado por Martell Lozano SL. La medalla de plata en esta categoría es otro de los premios logrados por las Salinas del Carmen, de Fuerteventura.

La consejera Vanoostende puso de manifiesto la importancia de la sal, no solo desde el punto de vista gastronómico, sino también el papel de las salinas “como parte de nuestro paisaje costero que debemos proteger y darle actividad económica para que sean rentables y sostenibles”. “Se está trabajando muy bien en las salinas de Canarias, recuperando estos lugares tan importantes para nosotros”, recalcó.

El origen de las Salinas del Carmen se remonta a finales del siglo XVIII pero no sería hasta 1910 cuando Manuel Velázquez Cabrera comenzó las obras de las salinas, entonces llamadas de la Hondurilla, con el objetivo de explotarlas. Estas salinas tienen como particularidad que el viento empuja las olas contra las rocas y el impacto forma la espuma que es donde más sal se concentra. Un proceso totalmente natural al llevar el agua directamente a los cocederos y tajos.

El Cabildo majorero adjudicó la gestión de las citadas salinas, así como el Museo del Queso y el Centro de Interpretación de los Molinos, a la empresa asturiana Proasur SL por doce años.Las Salinas del Carmen constituyen uno de los atractivos turísticos de Fuerteventura. En la imagen superior, Pamela Tarrida y Jorge Moreno, de Madrid, se hacen un selfie. Debajo, Sabine Matoso, en la tienda. |

Compartir el artículo

stats