Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Fiscalía pide 19 años de prisión para el hombre que mató a Paco Cabrera

Pedro L. A. B., con antecedentes, atropelló al empresario de forma deliberada y tras causarle la muerte se apoderó de su cartera | Debe indemnizar a la familia

El empresario Paco Cabrera Cabrera en su finca en La Calabaza.

El empresario Paco Cabrera Cabrera en su finca en La Calabaza.

La Fiscalía solicita un total de 19 años y seis meses de prisión para Pedro L. A. B., el presunto autor de causar la muerte al empresario agrícola Francisco Cabrera Cabrera en la noche del 21 de septiembre de 2018 tras arrollarlo de forma intencionada con un coche para el que no disponía de autorización administrativa para conducir vehículos a motor. El próximo 1 y 2 de diciembre será juzgado por un Tribunal de Jurado en Las Palmas de Gran Canaria. La fiscal demanda además una indemnización de 210.000 euros para la familia del fallecido. El presunto autor del atropello mortal, que se encuentra en prisión desde el enero del pasado año, está acusado de los delitos de homicidio, conducción sin licencia y robo con violencia. Tras consumir la muerte de Paco Cabrera se bajó del coche y robó la cartera del fallecido.

Pedro L.A.B. pilotaba en la citada fecha un vehículo marca Renault, modelo Megane, propiedad de su esposa, por el camino vecinal de La Calabaza sin tener permiso de conducir, por no haberlo obtenido nunca, “arremetió contra el empresario agrícola con la intención de acabar con su vida, o, al menor sabedor de que con su conducta podría acabar con su vida, provocando así su fallecimiento”, recoge la fiscal en su escrito de acusación provisional.

El acusado fue condenado en tres ocasiones por conducir vehículos sin carnet

decoration

Más grave es que el presunto homicida tras verificar el atropello de Paco Cabrera se bajó del coche y se apoderó de la cartera que el fallecido portaba en el bolsillo delantero de su camisa.

El acusado, en su afán de destruir pruebas y obstaculizar la investigación policial, procedió a incendiar el coche. Lo arrojó en marcha al interior de un barranco, donde fue descubierto a unos 30 metros de desnivel, totalmente calcinado, como consecuencia de que el depósito de combustible se encontraba lleno. Declaró ante los agentes que le habían sustraído el vehículo. Fue detenido un día después del luctuoso suceso y puesto en libertad sin fianza por el juez del Juzgado de Primera Instancia número 4 de Puerto del Rosario. Sin embargo, los agentes de la Guardia Civil de Tráfico de Fuerteventura, que realizaron un trabajo encomiable, continuaron con su investigación descartando que se tratara de un accidente de tráfico. Los miembros del instituto armado lograron situar al acusado en el lugar de los hechos a través de la monotorización de su teléfono móvil. Cuatro meses más tarde del homicidio, la Fiscal Azucena Oti Cabanelas, en base a las pruebas recabadas, demanda de nuevo su detención. La fiscal solicita 14 años de cárcel por homicidio, 5 por robo con violencia y 6 meses por conducir sin licencia.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats