Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

RIU vuelve a llevar su propuesta de reforma del hotel Oliva Beach a Costas

El organismo del Estado había requerido a la cadena hotelera una copia en papel del proyecto | Una representación de los trabajadores acudió al acto de entrega

De izquierda a derecha, Olegario Umpiérrez, Aguasanta Esteban, Adrián Fernández y Águeda Borges, ayer.

De izquierda a derecha, Olegario Umpiérrez, Aguasanta Esteban, Adrián Fernández y Águeda Borges, ayer.

Los trabajadores del hotel Oliva Beach, de la cadena RIU continúan con su peregrinar por las instituciones públicas en la búsqueda de una solución a la licencia de rehabilitación del complejo hotelero. Los 400 trabajadores se encuentran actualmente afectados por un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE). El hotel cerró sus puertas el 23 de marzo del pasado año al no poder cumplir con los estándares de calidad que exigen los turoperadores y ante la falta de respuesta del ministerio de Transición Ecológica a la petición de autorización para proceder a la rehabilitación del establecimiento. Desde entonces, la incertidumbre se ha apoderado de los trabajadores y sus familias que observan un futuro realmente incierto.

Una representación de la plantilla se desplazó ayer desde Fuerteventura a Gran Canaria para acompañar a la empresa RIU a la Demarcación de Costas en Canarias para presentar un nueva copia del proyecto de las obras de reforma, tras el requerimiento de Costas de que el documento debía ser en papel y no de manera telemática, como se había entregado previamente.

Los miembros del comité de empresa del citado hotel: Olegario Umpiérrez, Adrián Fernández y Aguasanta Estebán, se unieron a la responsable de los Servicios Jurídicos de la cadena hotelera RIU Canarias, Águeda Borges, en el acto de entrega de la documentación requerida.

Tras culminar la mencionada gestión, la representación de los trabajadores y la propia empresa lamentaron que “Costas vaya poniendo reparos a cuentagotas y de cuestiones de poca entidad que podrían resolverse de manera mucho más ágil, lo que revela una clara voluntad dilatoria de la Administración”. Además, añadieron que mientras tanto “los trabajadores permanecen en ERTE, el hotel cerrado sin previsión de apertura ni siquiera para la campaña de verano, lo que mantiene una gran incertidumbre en las 400 familias de La Oliva”.

RIU presentó en diciembre de 2017 ante Costas el proyecto de rehabilitación del hotel Oliva Beach. Sin embargo, hasta la fecha la petición no ha tenido respuesta positiva, a pesar de los acuerdos de apoyo de las instituciones públicas: Parlamento de Canarias, a excepción de Podemos, Cabildo de Fuerteventura o el Ayuntamiento de La Oliva, entre otros.

La Viceconsejería de Política Territorial del Gobierno de Canarias emitió informe favorable las fases de la obra de reforma, el Ayuntamiento de la Oliva y el Cabildo también, mientras que el Ministerio quiere revocar la concesión a la cadena hotelera.

Compartir el artículo

stats