Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El personal del hotel Oliva Beach confía en Ángel Víctor Torres para mantener sus trabajos

Los trabajadores del hotel de RIU esperan que Canarias pueda ejercer sus competencias en costas a partir de enero | Aplauden las gestiones del presidente del Ejecutivo

El personal confía en Ángel Víctor Torres para mantener sus trabajos

El desbloqueo de reforma del hotel Oliva Beach, pendiente de las negociaciones entre el Gobierno autónomo y el Ministerio, se ve cada vez más cercano. Los trabajadores, y la Asociación popular “Salvar el Oliva Beach” tras las declaraciones del presidente Torres en el Parlamento canario la semana pasada, confían en que Canarias pueda ejercer sus competencias en Costas a partir de enero de 2022.

En noviembre de 2018, el Parlamento canario aprobaba un nuevo Estatuto de Autonomía que ha derivado en un complicado tira y afloja con el Ministerio para la Transición Ecológica por la efectiva competencia en materia de costas y protección del litoral. El artículo 157 otorga a Canarias la competencia exclusiva sobre «la gestión de los títulos de ocupación y uso del dominio público marítimo-terrestre, especialmente el otorgamiento de autorizaciones y concesiones y, en todo caso, las concesiones de obras fijas en el mar», así como «la regulación y la gestión del régimen económico-financiero del dominio público marítimo-terrestre y la ejecución de obras y actuaciones en el litoral canario cuando no sean de interés general».

Los trabajadores, que también se han visto las caras con representantes del Ministerio, agradecen a Ángel Víctor Torres la defensa de sus puestos de trabajo: «Somos conscientes de lo complicado que es esta negociación, y desde el Ministerio sólo ponen palos en las ruedas, confiamos en el trabajo que está haciendo el presidente y su equipo, y sabemos que no debe ser fácil», afirmó Olegario Umpiérrez, presidente del Comité de Empresa del Oliva Beach, reconociendo que a la situación ya difícil de su centro de trabajo se le ha sumado la crisis por la pandemia, «Los trabajadores estamos agotados y nerviosos de tanta incertidumbre, pero parece por fin que hay luz al final del túnel, el presidente sabe que si nos necesita, estaremos a su lado».

En defensa de los puestos de trabajo, y exigiendo seguridad jurídica a las instituciones han recorrido distintas instancias incluyendo el Parlamento Europeo, trasladándose a Bruselas el pasado 25 de octubre donde les atendió la Comisión de peticiones, el desbloqueo de la licencia de reforma del hotel es una de sus consignas esenciales; al aumento de categoría del establecimiento, y la consecuente mejora en sus condiciones salariales y laborales, se suma que está en juego un presupuesto total de cerca de 18 millones de euros para la obra de reforma del complejo.

Mientras tanto, RIU también se muestra esperanzada y ha presentado el proyecto de reforma ante la Consejería regional de Política Territorial. La empresa ha confirmado que «sigue manteniendo su disposición a ejecutar las obras tan pronto tenga las autorizaciones». Por su parte, Adrián Fernández, del colectivo Salvar el Oliva Beach ha tirado de datos económicos «el impacto conjunto del Oliva Beach y el Tres Islas para la isla es de 45 millones».

Compartir el artículo

stats