Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puerto del Rosario | Infraestructuras sociosanitarias

La nueva Residencia de Mayores dispondrá de un parque biosaludable

El consejero de Políticas Sociales, Adargoma Hernández, prevé su puesta en funcionamiento en este semestre | Tendrá capacidad para 107 usuarios

El consejero insular de Políticas Sociales, Adargoma Hernández, en su reciente visita a la nueva Residencia Sociosanitaria, en Puerto del Rosario. | | LP/DLP

La nueva Residencia Sociosanitaria y Centro de Día para personas mayores de Puerto del Rosario podría estar operativa durante el primer semestre de este año. Este es el objetivo de la consejería insular de Políticas Sociales, que está trabajando en todos los procedimientos para poder poner en funcionamiento este nuevo recurso sociosanitario, que contará con 107 plazas residenciales frente a las 60 que actualmente cuenta la Residencia de Mayores de Casillas del Ángel, aunque solamente se encuentran 56 ocupadas.

Las plazas en el nuevo inmueble sociosanitario, que estará ubicado en el popular barrio de El Charco, en la salida de la capital hacia Corralejo, se irán cubriendo de forma paulatina según la demanda y en consonancia con la Ley de Dependencia, aunque inicialmente abrirá sus puertas con 70 plazas. La apertura del Centro de Día, que arrancará con 30 plazas, está previsto para los tres meses siguientes de la inauguración de la Residencia.

Así lo ha comunicado a este periódico el consejero insular de Políticas Sociales, Adargoma Hernández, quien explica, además, que «una vez terminadas las obras se trabaja en todos los trámites para que este recurso esté operativo lo antes posible, previéndose su puesto en funcionamiento dentro del primer semestre del año». Además, añade que «se cumple así con una demanda histórica de la población majorera de contar con mayor número de plazas sociosanitarias».

El consejero insular anunció en una reciente visita a la Residencia de Mayores que se está instalando un parque Biosaludable, como mejora al recurso, agradeciendo al Ayuntamiento de Puerto del Rosario que haya cedido el suelo para su instalación.

Desde el Cabildo majorero se están ultimando los procedimientos necesarios para el final de la obra, con servicios como luz, agua, contrato contra incendios, etc. «con el objetivo de poder tener operativa la instalación dentro del primer semestre del año y mejorar la calidad de los servicios sociosanitarios en Fuerteventura», apunta Hernández.

Además, desde la institución insular se ha sacado a licitación la gestión del servicio, por casi diez millones de euros. Recientemente, el equipo técnico de la Consejería de Bienestar Social realizó una visita con las empresas interesadas en prestar este servicio, un contrato que tendrá carácter plurianual, de 2022 a 2025.

Calidad en la atención

La nueva Residencia Sociosanitaria y Centro de Día es un recurso fundamental para mejorar la calidad de la atención sociosanitaria en Fuerteventura.

El centro se distribuye en una planta baja para zonas comunes, administraciones, centro médico, centro de día, cocina y una unidad habitacional para personas con alto grado de dependencia que acogerá un módulo de psicogeriatría.

El nivel superior albergará habitaciones agrupadas en siete módulos convivenciales, y una octava unidad destinada a módulo de aislamiento, dirigida a residentes cuyo estado de salud así lo requiera.

El Cabildo majorero y el Gobierno de Canarias invierten más de diez millones de euros en la construcción de este nuevo edificio, que forma parte del Plan de Infraestructuras Sociosanitarias de Fuerteventura. Las obras en el citado inmueble se encuentran totalmente concluidas y la infraestructura está amueblada y con todos los equipamientos a la espera que la misma entre en funcionamiento.

Los usuarios que se encuentran en la Residencia de Mayores de Casillas del Ángel, propiedad del Cabildo majorero, serán trasladados a la nueva infraestructura sociosanitaria de Puerto del Rosario, mientras que el edificio de Casillas, que es propiedad del Obispado de Canarias y que se encuentra cedido al Cabildo majorero por un amplio tiempo de años, cambiará de uso, aunque todavía no está determinado el uso definitivo.

El consejero insular de Políticas Sociales, Adargoma Hernández, ha querido agradecer el esfuerzo realizado por el personal de su departamento, así como el área de Infraestructuras, «para poder tener esta obra tan necesaria para Fuerteventura y ofrecer a nuestros mayores una mayor calidad de vida en la nueva Residencia Sociosanitaria».

Compartir el artículo

stats