Puerto del Rosario | Ordenanzas municipales

La capital modifica varios tributos cuyos importes figuraban en pesetas

Algunos de los impuestos locales tenían su origen en 1992 y 1997

Imagen de la sesión plenaria celebrada en el Ayuntamiento de Puerto del Rosario, ayer.

Imagen de la sesión plenaria celebrada en el Ayuntamiento de Puerto del Rosario, ayer. / La Provincia.

La Provincia

La Provincia

El Ayuntamiento de Puerto del Rosario mantenía hasta ayer tributos municipales en pesetas, a pesar que esta moneda desapareció en enero del 2002 con la entrada del euro. Algunos de esos impuestos ahora modificados fueron aprobados hace más de una treintena de años. El pleno municipal aprobó, ayer, la actualización de varias tasas fiscales adaptando sus tarifas de pesetas a euros.

El impuesto por la prestación del servicio de alcantarillado, fue aprobado en 1997. Con la nueva actualización se establece que la acometida a la red general será de 29,33 euros por local o vivienda, y de 19,56 euros por cama turística en establecimientos hosteleros. Asimismo, el servicio de evacuación tendrá un coste mínimo de 6,85 euros por bimestre y 0,49 euros por cada metro cúbico de agua consumida. Además, se ha implementado una tarifa social que aplicará un coeficiente corrector del 0,0 para ciertos colectivos vulnerables, como pensionistas con ingresos bajos, familias numerosas y monoparentales.

La segunda ordenanza regularizada es la que regula la cuota tributaria del impuesto sobre vehículos de tracción mecánica, aprobada en 1992, en la que además de la conversión de pesetas a euros, se mantiene la bonificación para aquellos vehículos que tengan más de 25 años y tengan vigente el beneficio fiscal a la entrada en vigor de la ordenanza, exceptuando aquellos catalogados como históricos, debido a su mayor impacto ambiental y seguridad.

Las nuevas cuotas van desde los 16,41 euros para turismos de menos de ocho caballos hasta los 145,60 euros para aquellos de más de 20 caballos.

En algunas tasas se han aplicado bonificaciones sociales para residentes vulnerables

Por último, la ordenanza reguladora del Impuesto sobre Bienes Inmuebles amplía las bonificaciones al IBI a las familias numerosas suprimiendo el límite de 200.000 euros de valor catastral con criterios de progresividad fiscal. De esta forma, las familias numerosas podrán beneficiarse de reducciones en su cuota tributaria, que van desde el 90% para familias numerosas especiales con vivienda habitual de valor inferior a 60.000 euros al 20% para familias numerosas con vivienda habitual de valor superior a 120.000 euros.

Asimismo, se ha incluido una bonificación del 40% para inmuebles que instalen sistemas de energía solar para autoconsumo y del 75% para bienes inmuebles destinados a alquiler de vivienda con renta limitada. Además, se ha establecido una exención para los inmuebles cuya cuota líquida no supere los tres euros.

El alcalde, David de Vera, destacó las medidas tributarias «con las que no solo modernizamos nuestras tarifas, sino que también aseguramos que nuestros ciudadanos más vulnerables reciban el apoyo que necesitan».