Las instalaciones de la Ciudad de San Juan de Dios acogieron ayer una de las sesiones del 54 Festival Internacional de Gimnasia para Todos Blume Gran Canaria, sin duda la más especial de todas, y que se denominó Igualdad de Oportunidades.

Participó el grupo gimnasta escocés del Harlequin Gym Club, un grupo de alumnos del IES La Isleta, y los principales protagonistas de la sesión, veinte miembros de Aprosu y un grupo del Centro de Día de San Juan de Dios, que arrancaron los aplausos de todos los asistentes.

José Cárdenes Zafra, Hermano Superior de San Juan de Dios, dio la bienvenida a los participantes y, una vez resueltos unos problemas técnicos, comenzaron las exhibiciones, acogidas con sumo agrado por su buena preparación.

Las jóvenes británicas deleitaron con su coreografía y acrobacias, los bailarines de San Juan de Dios contagiaron y todo el mundo se puso a bailar en torno a ellos. Fue una zumba en toda regla y la alegría se desbordó. La representación de Aprosu de La bella y la bestia fue meritoria y muy bien lograda, con dos actos en los que recogieron los principales detalles de este musical, que muchas horas de ensayos les ha costado. Los alumnos del Instituto de La Isleta cerraron la sesión con una actuación bien preparada por su ballet femenino, que resultó muy aplaudida.

El encuentro en el Lasso ha sido la décima ocasión en la que el Festival Blume visita San Juan de Dios, cita obligada por su emotividad y como ejercicio solidario. La gimnasia es para todos.