Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

San Bartolomé de Tirajana

Maspalomas liquida el Consorcio de Rehabilitación Turística del Sur

Las obras pendientes de hacer suman 1,5 millones de euros

El Consorcio de Rehabilitación Turística de San Bartolomé de Tirajana tiene que echar el cierre, y por ello, apura los tiempos para liquidar los 1,5 millones de euros que quedan de remanentes. Con todo, el alcalde de San Bartolomé de Tirajana, Marco Aurelio Pérez, aseguró ayer que existe un acuerdo con el Cabildo de Gran Canaria para intentar mantener este ente, pese a que no cuente con las aportaciones del Gobierno canario y del Estado, a través de Turespaña.

En este sentido, señaló que tanto el Ayuntamiento tirajanero como el Cabildo han dispuesto en los presupuestos de 2015 de una partida de 300.000 euros para el nuevo Consorcio, que obligará a redactar unos estatutos. Según Marco Aurelio Pérez, a lo largo de este mes tiene previsto mantener una reunión con el Cabildo para negociar la continuidad de este ente, que se rebautizó en la segunda etapa como Consorcio Maspalomas Canaria, y también si finalmente se incluye Mogán.

El citado ente se creó en 2011, y dado que los primeros años se pasaron en la discusión de los distintos proyectos que se querían acometer para mejorar las zonas turísticas de San Agustín, Maspalomas y Playa del Inglés, se decidió prorrogar su existencia hasta 2014. Pero, aún así, ha concluido su vigencia, y aún hay varios proyectos pendientes por llevar a cabo, y lo que es más llamativo, es que todavía no se hayan instalado los nuevos chiringuitos de Playa del Inglés y Maspalomas, por los que se pagaron 536.000 euros.

Entre las actuaciones que le quedan pendientes al citado Consorcio de Maspalomas figuran la segunda fase de la ampliación del pavimento del Anexo II que se ha presupuestado en 247.000 euros, y se está tramitando ahora; el acondicionamiento de la calle de La Retama en San Agustín, que supone una inversión de 235.000 euros, que ya se ejecuta; y el acondicionamiento de la calle Timple, con un coste de 449.000 euros y que todavía no se ha adjudicado. También está prevista la obra de mejora de la rotonda de acceso al Bahía Feliz valorada en 375.000 euros, el embellecimiento del talud de El Veril, que supone una inversión de 111.000 euros.

Compartir el artículo

stats