Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ingenio

Vinagre con sabor a miel

La familia González elabora el único aderezo para ensaladas de Gran Canaria a partir de la flora del barranco de Guayadeque

Embotellado de una muestra de licor de miel.

Embotellado de una muestra de licor de miel. SANTI BLANCO

Cuando a José González le "picó" la curiosidad hace más de 20 años un enjambre de abejas negras canarias escondidas en el techo de su bar de Ingenio, no se imaginaba que desde entonces la vida de su familia se iba a endulzar a pasos agigantados. La estirpe, que en la actualidad mima con esmero un centenar de colmenas repartidas entre La Pasadilla, El Ratiño y El Carrizo, produce una media anual de 2.000 kilos de miel a partir de flores endémicas del barranco de Guayadeque. Además de licores y propóleos curativo, los González han sacado al mercado el único vinagre de miel de Gran Canaria, rico en proteínas e ideal para aderezar ensaladas y mojos.

"Pepe, yo te ayudé a sacarlas de aquí ahora tú te encargas del resto", esas fueron las palabras del vecino de Ingenio que ayudó a José González a extraer las ruidosas inquilinas que se habían instalado sin permiso cerca de un bidón de agua en su bar. "Parece chicle", espetó por aquel entonces su hija Ysaura, cuando probó un cachito de aquel primer panel. Aquel episodio casual se convirtió con el tiempo en la profesión principal de Los González. Los libros y la formación municipal dictaron la pauta para dirigir a un enjambre de "trabajadoras" con carácter autóctono repartidas hoy en día en un centenar de colmenas. "Primero, aprovechamos el espacio de los antiguos invernaderos de tomates que tiene nuestra casa en El Carrizo para luego ampliar nuestras instalaciones a otra finca en La Pasadilla", cuenta Ysaura, mientras se dispone a entrar al colmenar.

Las abejas, "currantes de sol a sol", vuelan hasta 8 kilómetros diarios en busca de polen a las entrañas del barranco de Guayadeque. En esta época, con los almendros en flor, suelen alimentarse de esta especie, pero en otras temporadas del año también "le echan bocado" al néctar de los Tajinastes, principalmente, u otras plantas autóctonas. Sin embargo, la temperatura, más cálida en Ingenio casco que en La Pasadilla, parece influir en el ritmo de recolección de las abejas con una diferencia de hasta 400 kilos de miel al año. El Ratiño y El Florido completan los enclaves de producción de miel de la empresa Almendreros de Guayadeque. El barranco de Ayagaures, en San Bartolomé de Tirajana, se presenta como una posible morada de nuevas colmenas. Pero las lluvias, más escasas en el Sur, no han provocado aún las cualidades idóneas de floración que necesita el sector de la apicultura.

A lo largo de los años, los González han cuidado con esmero las prácticas artesanales en su proceso de producción. "Nada de sacos viejos para ahumar las colmenas. Nosotros preferimos hierbas ya que la miel absorbe todos los olores de su alrededor", cuenta Ysaura. La joven ha aprendido junto a su padre incluso a "castrar" (recoger la miel de las colmenas) embutida con el material adecuado y a elaborar de los sobrantes de las colmenas su propia cera. El envasado y el etiquetado también se hace de manera colectiva y manual en casa de Los González.

En reconocimiento a esta labor artesanal y por las cualidades "organolépticas" que presenta la miel, la empresa familiar Almendreros de Guayadeque cuenta con el sello distintivo del Cabildo, que garantiza la calidad del producto.

Con los años y, sobre todo debido a las "recetas mágicas" de Ysaura "madre", la estirpe ha diversificado sus productos en licores de tuno indio, de mandarina y, como no, de miel. Sin olvidar el hidromiel (vino fermentado con miel), que tanto ha gustado en el mercado.

Desde hace más de un año, este linaje emprendedor se atreve hasta con el vinagre de miel. El aderezo, una "madre" de más de 30 años fermentada en barrica, además de contener las propiedades de la miel, posee un gusto dulzón en boca ideal para las ensaladas, el marinado de carnes o el mojo. En las tiendas gourmet en las que se distribuye y en la última Feria del Sureste el aliño causó gran expectación entre los visitantes.

Compartir el artículo

stats