Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

San Bartolomé de Tirajana Energía eólica

Florentino Pérez promueve un parque eólico en el mar frente a Juan Grande

Medio Ambiente advierte sobre el impacto en las granjas marinas de Castillo del Romeral

Granjas marinas en Castillo del Romeral.

Granjas marinas en Castillo del Romeral. LA PROVINCIA/DLP

La empresa EYRA Instalaciones y Servicios S.L., vinculada al grupo Cobra que forma parte de ACS, que lidera Florentino Pérez, quiere instalar un parque eólico flotante (offshore) de 25 megavatios en la franja de mar situada frente a las Salinas del Matorral y la central térmica de Juan Grande, en San Bartolomé de Tirajana. El Ministerio de Medio Ambiente resolvió el pasado 3 de abril que la evaluación de impacto ambiental no se puede tramitar de forma simplificada al considerar a la vista de la documentación aportada por la empresa y las diversas administraciones que las instalaciones pueden producir "impactos adversos significativos". Advierte Madrid, entre otras cuestiones, de la existencia de una granja marina en Castillo del Romeral, muy cerca de la zona de ubicación de este parque eólico, que se vería afectada por los sistemas de anclaje al fondo marino. Por ello, pide a los promotores que definan la influencia que pueden tener los aerogeneradores sobre esta granja y la Zona de Interés para la Acuicultura (ZIA) propuesta para esta zona de la isla en el Plan Regional de Ordenación de la Acuicultura de Canarias (Proac) en fase de tramitación administrativa.

El proyecto de EYRA, denonimado Flocan 5, consta de cinco aerogeneradores de cinco megavatios de potencia cada uno, que tienen 132 metros de diámetro de rotor, y una altura de 86 metros. Además, se propone la colocación de una línea eléctrica de evacuación submarina y otra terrestre de media tensión, también de 33 kilovatios, así como una subestación transformadora de 33/66 kilovatios, que se ubicará en la zona de El Matorral.

Los promotores solicitaron el 10 de diciembre de 2015 al Ministerio de Medio Ambiente el informe de impacto, y fue el pasado 3 de abril cuando la Dirección general de Calidad decidió que este proyecto debe someterse a un informe de impacto ambiental ordinario a la vista del posible impacto adverso. Fue en 10 de diciembre de 2015 cuando la Dirección General de Evaluación Ambiental recibe el proyecto Parque Eólico Flocan de 25 megavatios para que formule el informe de impacto y tras pedir al promotor EYRA Instalaciones y Servicios, que subsane los datos de la documentación como el motivo por el que se recurre al procedimiento de evaluación simplificada, este organismo inicia el 19 de mayo de 2016 la fase de consultas con otras administraciones sobre esta instalación eólica.

Tras esto, el Ministerio de Medio Ambiente además de advertir que existe una granja marina en la zona de Castillo del Romeral, incide en que no se especifica cuál va a ser la zona exacta en la que se van a colocar las plataformas de montaje, y por tanto, subraya que será una vez definido el proyecto cuando podrán evaluarse los efectos ambientales de los trazados. Con todo, si que deja claro que en ningún caso deben verse afectados los valores ambientales del Área de Sensibilidad Ecológica (ASE) denominado Costa de Tenefé.

También pide que se tengan en cuenta los efectos acumulativos de este proyecto y del que se pretende instalar en la costa de Santa Lucía de Tirajana sobre el medio ambiente. Según informa la Viceconsejería de Medio Ambiente del Gobierno canario, da la casualidad de que a tres kilómetros de este parque de El Matorral se proyecta la instalación de otro parque eólico offshore, el Parque Experimental Mar de Canarias, promovido por Esdras Automática S.L.

Asimismo, el Ministerio de Medio Ambiente solicita la elaboración de un estudio que aborde la distribución de las especies amenazadas y su cuantificación en este área sobre todo en lo que respecta a la zona marina y terrestre por donde va a discurrir la línea de evacuación de energía. Sugiere también que se haga un estudio sistemático de las poblaciones de aves porque el lugar se localiza el proyecto tiene mucha importancia para las aves migratorias y para determinadas especies de aves marinas, como la pardela cenicienta, las gaviotas, charranes, y especies de paso como garzas y gacelas.

Otro de las cuestiones a la que insta Medio Ambiente a la empresa es a que la caracterización del fondo marino no se quede en los 50 metros como figura en la documentación aportada, sino que teniendo en cuenta la distribución batimétrica de los aerogeneradores se realice entre los 50 y los 100 metros. En este sentido, apunta que en Canarias hay comunidades biológicas que viven en los fondos marinos a partir de los 50 o 60 metros de profundidad.

Igualmente estima preciso que se acompañe el estudio ambiental del Plan de Desmantelamiento del Parque Eólico, y plantea que se fijen los límites del Programa de Vigilancia Ambiental para cada uno de los valores ambientales que se puedan ver afectados cuando se ponga en funcionamiento.

Por su parte, el Gobierno de Canarias, a través de la Consejería de Política Territorial da cuenta de las carencias detectadas en la documentación que presentan los promotores de este parque eólico marino de El Matorral, y echa en falta que no se incluya un estudio sobre las afecciones a la Red Natura 2000 que valore el área de influencia de estas instalaciones frente a las rutas de las especies protegidas teniendo en cuenta el Área Importante para las Aves de la Costa de Arinaga al Castillo del Romeral.

En la misma línea se pronuncia el Cabildo de Gran Canaria, que advierte que la atuación puede afectar al Sitio de Interés Científico de Juncalillo del Sur, declarado Zona Especial Protegida para las Aves (ZEPA), y hace ver como los aerogeneradores pueden suponer una barrera para las aves por lo que propone que se les coloquen señales visuales y acústicas.

Para el Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana el proyecto "no está justificado el proyecto eólico dado el impacto ambiental", y propone que se instale en tierra donde se puede obtener el mismo rendimiento energético, y donde además lo permite el planeamiento vigente, que da categoría de rústicos a los terrenos afectados.

Compartir el artículo

stats