Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Campamento de verano Encuentro nacional de jóvenes

3.000 'scouts' inundan La Laguna de Valleseco

Gran Canaria acoge el encuentro EsJamboree con jóvenes llegados desde todas la comunidades autónomas y seis países extranjeros

Cualquiera que se pase por La Laguna de Valleseco los próximos días podría pensar que el ejército está de maniobras por la zona. Los accesos a la zona recreativa están restringidos, y no por razones militares, sino por la mayor cita nacional de scouts, el EsJamboree, con más de 3.000 niños, jóvenes y voluntarios llegados de todo el territorio peninsular y del extranjero. Estarán asentados allí hasta el 27 de julio y realizarán senderismo, rutas culturales, conferencias y también la limpieza de barrancos y playas, como en Arucas y Granadilla de Abona (Tenerife).

Pese al aspecto militar del campamento, los scouts no andan ataviados con uniformes y sus insignias y banderas nada tienen que ver con el lenguaje bélico y de guerra. Son grupos abiertos y apolíticos que, mediante el escultismo, transmiten una serie de valores cívicos y educativos a sus integrantes que les puedan servir en su día a día o bien en el futuro. Es como un máster en ciudadanía, solo que en vez de asistir a una aula acuden al campo, donde la naturaleza y los compañeros son los medios a cuidar. "Es una filosofía de vida con el que se ganan ciudadanos responsables", explicó Daniel Tito, responsable de Comunicación de los scouts.

Más de 2.700 niños y jóvenes de toda la geografía nacional, así como de Méjico, Reino Unido, Georgia, Francia, Argentina y Perú. Para hacerse una idea del volumen de scouts que hay en Valleseco, cada día se van a manejar más de 3.000 kilos de frutas, verduras y hortalizas frescas, 1.500 litros de lácteos, o más de 1.600 kilos de proteína animal a través de productos como carnes, pescados y huevos. En La Laguna hay montado hasta un hospitalito para atender las emergencias de los menores. Una de las premisas del EsJamboree es dejar el espacio igual, "o mejor", de como se lo encontraron al llegar.

Las redes sociales se han llenado de mensajes de los jóvenes que participan en la EsJamboree desde hace varios días. Desde los nervios previos a una acampada, hasta el ambiente de los aviones y barcos que han traído a los scouts hasta Gran Canaria, donde es la primera vez que se celebra la actividad.

Isabel Pérez, de Las Palmas de Gran Canaria, participa por primera vez con su unidad en un EsJamboree. "Llevo siendo scout desde los seis años", relata Pérez, de 16 años. La joven ya participó en un encuentro de los scout internacional que se celebró en Japón hace dos veranos. "Aprendí mucho de la cultura japonesa y también hice amigos de diferentes países", desveló. No esconde sus ganas, sabe la suerte de que se haya celebrado en Gran Canaria. "Por suerte esta vez nos visitan a nosotros y tendremos que enseñar a los que vienen nuestra cultura y naturaleza", comentó Pérez.

La menor grancanaria espera poder "disfrutar de la montaña y la playa" con sus compañeros scout, así como limpiar varios espacios naturales. Durante la estancia, grupos de diferentes edades viajarán también a Tenerife unos días. Ayer, tras la presentación del EsJamboree en Teror, los rovers - scouts de 18 a 20 años- partieron a la isla chicharrera para realizar las primeras actividades. "Menos los más pequeños, el resto de edades irán a Tenerife", desveló Tito.

Los scout estarán identificados durante su estancia mediante unas pulseras personales en los que se facilita las alergias de cada uno en caso de emergencia. El campamento incluye una zona de duchas y aseo, y dispone de baños portátiles por toda La Laguna. Las noches prometen ser movidas. Manuel Suárez, que ayer cumplió 20 años al aterrizar en Gran Canaria, desvela que cuando cae el sol muchos aprovechan para "hacer fechorías" a otras unidades. "Siempre desde el respeto, pero nos gastamos bromas", comentó Suárez, que viene desde Burgos. El rover ya ha participado en tres ediciones del EsJamboree y recuerda lo que le costó aprender a montar una tienda de campaña cuando participó en las primeras acampadas como scout. "Las tiendas eran diferentes también, pero ahora aunque nos faltes piezas las montamos en menos de quince minutos", aclaró Suárez.

La Laguna está dividida para acoger a los diferentes rangos -por edades- que disfrutarán de actividades sorpresa a lo largo de la estancia. Junto a la entrada, los más pequeños, entre los que se encuentran Juan Pedro Saura, de once años y que proviene de Cartagena (Murcia). Saura lleva cuatro años siendo scout y aspira a convertirse en rover. Ayer ya hizo su primera amiga, Paula Aparicio, de 13 años y llegada desde Cádiz. "Venimos a hacer amigos y no ponemos barreras al conocer gente", reveló Saura. La joven Aparicio es una tropera de tercer año, y quiere disfrutar de su primera experiencia en un EsJamboree y dar el salto a algún encuentro internacional en el futuro. "Me gustaría participar en el Jamboree que se celebrará en Estados Unidos en 2019, cuando ya seré una esculta y cuidaré de los troperos", afirmó.

Compartir el artículo

stats