Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Santa Lucía de Tirajana

Diez comercios sufren pérdidas por el retraso de una obra en Vecindario

Los vecinos y empresarios del paseo de Los Artesanos denuncian que la bajada de ventas trae despidos y dificultades para pagar el alquiler

Diez comercios sufren pérdidas por el retraso de una obra en Vecindario

Diez comercios sufren pérdidas por el retraso de una obra en Vecindario

El retraso de la obra de adoquinado en el paseo de los Artesanos, en Vecindario, pone en jaque a unos diez comercios, quienes denuncian los daños económicos que les provocó esa obra por la que los vehículos no pueden circular, ni estacionar y su vallado durante cinco meses, cuando se esperaba que estuviese acabada a finales de mayo. La situación en el paseo causa la poca presencia de peatones y una "gran bajada de las ventas". El perjuicio es también para los vecinos del paseo y de calles colindantes.

Una empresa, Constructia, con domicilio legal en Madrid, ganó el concurso de esta obra de adoquinar este paseo de algo más de 150 metros de largo. El presupuesto adjudicado de esta empresa era de unos 320.000 euros, cuando el de partida del concurso por parte del Ayuntamiento de Santa Lucía de Tirajana, era de 400.000 euros.

La obra tenía que haber comenzado en febrero tras la adjudicación del 15 de enero. Sin embargo, comenzó un mes y medio más tarde. La compañía alegó unos imprevistos en el cambio del nombre de la empresa en el registro por la similitud con otro.

En el contrato figura que tenía que haber sido entregada el día 29 de mayo. Según personas afectadas, "sólo está el veinte por ciento de los trabajos realizados".

Este paseo cuenta aún con diversos comercios, como, entre otros, una carnicería, una tabaquería, una lavandería y un local de exposición y venta de muebles. El propietario de este último negocio, Francisco Garoé, aseguró que "en los más cuatro meses en los que el paseo se encuentra cortado hemos ganado 72.000 euros menos respecto a lo recaudado en el mismo periodo del año anterior. Es decir, un 12 por ciento menos".

"Tenía tres trabajadoras en la exposición de muebles, pero por la gran bajada de ventas nos vamos a quedar sólo con una.Nosotros tenemos más posibilidades que otros de salir al paso, al tener la fábrica de muebles en el Polígono Industrial de Arinaga", agregó Garoé, quien indicó que la situación es tal que distintos negocios, como la carnicería, se ven "con muchos apuros para pagar el alquiler".

Los empresarios afectados consideran que "está parada". "La empresa adjudicataria contó con otras tres subcontratas que no han querido seguir. Se ve un obrero o dos al día, que riega para que el polvo no afecte a los locales y poco más. Se llevaron el tractor que estaba aquí", dijo Garoé.

Además de los cinco meses de supuestos trabajos, denuncian: que el vallado está mal sujeto; la acera es muy estrecha; mala señalítica; las rampas para el acceso de los minusválidos están cortadas; no hay un aseo en la obra; y que no hay iluminación nocturna.

Por su parte, el concejal de Obras Públicas, Francisco García, señaló que "no está parada, sino ralentizada". El edil resaltó que "estamos muy preocupados de cómo está la situación, pero no podemos tomar decisiones fuera del marco de la ley". Eso sí, reconoció que la empresa adjudicataria "no está cumpliendo, y eso que tuvimos recientemente una reunión". La concejalía abrió un expediente con una sanción económica por cada día de retraso de la obra. No se descarta quitar la obra, pero se tiene en cuenta los meses que de retraso hasta la nueva licitación.

Compartir el artículo

stats