Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

San Bartolomé de Tirajana

El parque acuático Siam Park tendrá el árbol artificial más grande del mundo

Loro Parque ofrecerá un río para practicar snorkel, una atracción única en Europa

Christoph Kiessling, ayer, durante la explicación del proyecto en las oficinas de Loro Parque. LP / DLP

El parque acuático Siam Park que promueve la familia Kiessling en los terrenos del barranco de El Veril, en San Bartolomé de Tirajana, albergará el que será el árbol artificial más grande del mundo, que alcanzará entre 45 y 47 metros de altura y superará las medidas del de Orlando, en Estados Unidos, según reveló ayer Christoph Kiessling durante una reunión con la candidata del PSOE a la alcaldía de San Bartolomé de Tirajana, Conchi Narváez, para conocer el proyecto, que aún no cuenta con la licencia.

El Árbol de la Vida, como se llamará la atracción, estará situado en la mitad del parque, de un kilómetro de largo y 140 metros de ancho, y contará con espacios de agua diferenciados para las distintas edades y toboganes de diferentes dimensiones y dificultades. En el interior del tronco del árbol se encontrará un tobogán kamikaze.

Lo novedoso de esta atracción es que se harán desaparecer los tradicionales soportes donde se sustentan los toboganes para pasar éstos a descansar sobre las copas de los árboles, según explicó Kiessling, y todo estará decorado con varios puentes de madera. Y esto por el día, porque por la noche esta infraestructura se convertirá en todo un espectáculo de luces. "Cambiamos el look de una zona que no ha cambiado en 40 años para conquistar a todas las personas que llegan a la zona turística de Gran Canaria", apuntó el empresario alemán, quien recordó que este proyecto es aún susceptible de cambios.

El Siam Park de Gran Canaria ofrecerá también atracciones únicas en Europa, como el Snorkeling River, un río de agua salada, con peces incluidos, en el que los visitantes podrán practicar snorkel y hacer un viaje junto a los animales. Esta zona de snorkel contará con unas ruinas bajo el agua, tal y como adelantó Christoph Kiessling, zonas de corales e incluirá un cenote, un río subterráneo característico del Yucatán, en México. Cuando el visitante salga de este cenote se encontrará con un aviario con ejemplares de varias especies.

Eventos

La zona de Snorkeling tendrá en uno de sus laterales un área para cabañas inspirada en las cabañas marítimas de las Islas Maldivas. Será un atractivo para aquellas personas que opten por servicios vip, ya que podrán alquilarse como espacios privados.

El parque acuático promovido por la familia Kiessling tendrá espacio también para la adrenalina, con largos toboganes que aprovecharán la pendiente de una montaña natural ubicada en la zona este del complejo para darle gran velocidad a la caída. Desde este mismo montículo, los visitantes podrán disfrutar de las vistas de todo el parque, al optar la empresa promotora por romper las vistas y eliminar los obstáculos visuales.

De la mitad hacia el oeste del parque, Loro Parque ha previsto un área que llamará Surfer Paradise y que estará compuesta por una piscina que incluirá un escenario, lo que permitirá la celebración de eventos en esta zona. Un´área, además, que está justo enfrente de las puertas del complejo temático, lo que haría más rápida la salida en caso de evacuación. Este último espacio, junto con el Snorkeling River y el Árbol de la Vida, estará rodeado por un río lento.

Para los menos atrevidos, el Siam Park contará con dos piscinas infinitas con camas balinesas. Junto a ella, Loro Parque tiene previsto la creación de una playa con dos pequeñas islas en su interior y a la que se accederá a través de un palmeral natural. La piscina ocupa una superficie de 13.000 metros cuadrados. La parcela contará también con un hotel de 300 habitaciones.

Durante este encuentro con la representante socialista, Christoph Kiessling volvió a lamentar que Loro Parque no cuente aún con la licencia municipal para proceder al inicio de las obras; un trabajo que debió estar terminado en 2017, según las previsiones que tenía la compañía. En este sentido, insistió en que la empresa está en condiciones de empezar a trabajar casi en el mismo momento en el que obtenga los permisos. "No entiendo de colores políticos; yo vengo con dinero, conocimiento y muchas ganas, pero solo encuentro trabas", manifestó Kiessling, quien recordó además que "el proyecto es positivo por todos lados; no somos contaminantes, tenemos reconocimientos y certificados de calidad, queremos trabajar con empresas canarias, crearemos empleo, y apostamos por el destino turístico".

Kiessling confió en poder obtener la licencia para la construcción del parque tras las elecciones. En el encuentro, el empresario reveló que el parque tendrá su propio colegio de socorristas, a los que formará y que podrán encontrar empleo en los hoteles.

Compartir el artículo

stats