Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Concejal de Seguridad y Urbanismo del Ayuntamiento de Mogán

Mencey Navarro: “El Gobierno de forma corrosiva deja morir a Mogán como destino”

Mencey Navarro, concejal de Seguridad y Urbanismo del Ayuntamiento de Mogán. | | LP/DLP

El municipio de Mogán ha registrado en los últimos días varios altercados protagonizados por personas migrantes que se alojan en los complejos turísticos. El concejal de Seguridad, Mencey Navarro, muestra su preocupación porque el número de incidencias, dice, crece y también lo hace el nivel de violencia. El Consistorio echa en falta una gestión eficiente del Gobierno en materia migratoria y pide el despliegue de más agentes de la Guardia Civil. 

En los últimos días se han producido distintos altercados protagonizados por personas migrantes acogidas en establecimientos turísticos del municipio. Incluso hay tres guardias civiles de baja. ¿Cuál es la situación ahora mismo?

El índice de incidencias ha subido de forma exponencial y tanto Guardia Civil como Policía Local están bastante preocupados, y con toda la razón, teniendo en cuenta la realidad que nos encontramos día a día en el que los incidentes van siendo cada vez más violentos por parte de las personas migrantes. A día de hoy debemos recordar que hay tres guardias civiles de baja tras los incidentes en Nochevieja en un complejo que acoge inmigrantes en Puerto Rico. A ese se suma el incidente del pasado lunes por la noche, cuando los policías fueron recibidos con pedradas y un tercero en un establecimiento de Arguineguín el miércoles donde, además de migrantes, parece que también participaron y han sido identificados dos trabajadores de Cruz Roja, un vigilante de seguridad resultó herido y un migrante, detenido. Estamos preocupados, da la sensación de que el índice de incidencias no deja de crecer.

Dice que se producen cada vez con más frecuencia. ¿Están dejando de ser hechos aislados?

Hechos aislados no fueron nunca, es decir, incidentes con migrantes lamentablemente tenemos decenas todos los días. Si bien en un primer momento eran indicencias inocuas, a día de hoy van en grupos de cinco o seis, saltan los precintos de las canchas deportivas y se ponen a jugar al fútbol cuando todos saben que está prohibido, se ponen a las puertas de los supermercados sin mascarillas pidiendo tabaco, dinero y comida. Son un largo etcétera de incidencias que si bien en un primer momento eran pequeñas, cada vez se van tornando más agresivas. Debemos tener en cuenta que muchos de estos migrantes consumen alcohol en playas y avenidas y llegan en estado ebrio a los establecimientos alojativos y allí les expulsan. Así, acaban deambulando por las calles y ese estado de embriaguez se convierte en agresividad.

¿Hasta qué punto está en jaque la seguridad en el municipio?

No cabe duda de que ya es inseguro. Por eso hemos solicitado la activación y despliegue del Grupo de Reserva y Seguridad Número 8 de la Guardia Civil; porque la sensación de inseguridad va in crescendo. Y no solamente entre los residentes y migrantes en el municipio de Mogán, sino también entre las propias Fuerzas y Cuerpos de Seguridad el Estado, Guardia Civil y Policía Local, que efectivamente ven que los incidentes son cada vez más violentos. De hecho la propia Asociación Unificada de la Guarcia Civil (AUGC) ha solicitado la activación de refuerzos para el puesto de Puerto Rico.

¿Qué reflexión hace de esta situación?

Mi reflexión es que el Gobierno de España está, de una manera corrosiva y estrepitosa, estrangulando y permitiendo que muera poco a poco un destino turístico fundamental para Gran Canaria y el Archipiélago como es Mogán. La imagen que proyectamos al exterior es lamentable para el turismo, y es triste que el Gobierno de España sea el protagonista y responsable de esa imagen.

El Ayuntamiento reclama ayuda, lo hace también la Asociación de Municipios Turísticos de Canarias (AMTC) y hasta los guardias civiles. ¿Ha habido ya reacciones?

Ha transcurrido toda la mañana del día de hoy [por ayer] y no tenemos ningún tipo de respuesta por parte de la Delegación del Gobierno a este respecto. Confiamos en que el delegado, Anselmo Pestana, responda a la carta que la alcaldesa Onalia Bueno le envió para contar con su presencia en la próxima Junta Local de Seguridad. Precisamente porque la alcaldesa entiende que la presencia del señor delegado es fundamental para poder frenar la situación, estamos a la espera para que sea él, quien dé conformidad con su agenda, señale día y hora para convocar la Junta. Pestana ya no tiene excusa; su presencia en esta Junta es urgente e inaplazable.

¿Qué cree que hay detrás de estos comportamientos?

No tengo ni idea de qué puede motivar estos comportamientos, pero evidentemente son culturas distintas a la nuestra. E incluso entre los propios migrantes. Creo que el Gobierno de España está cometiendo el error de acoger en un mismo establecimiento a magrebíes y subsaharianos, que son dos culturas que chocan frontalmente, no se llevan bien entre ellas y provoca que en numerosas ocasiones se produzcan esa alteración del orden que si bien en un primer momento enfrenta a estasdos culturas, cuando llegan los agentes al incidentes esa alteración se gira hacia la fuerza pública.

“Los incidentes son cada vez más violentos y está en jaque la seguridad en el municipio”

decoration

Parte de la solución, han argumentado, llegaría por el reparto equitativo de migrantes entre las islas y otras comunidades. Pero es lento.

A día de hoy, la consejera de Derechos Sociales, Noemí Santana, ni siquiera ha convocado a la Federación Canaria de Islas (Fecai) para que los migrantes llegados a Gran Canaria se repartan deforma equitativa entre islas y que la presión migratoria sea menor.

Hace más de ocho meses que se inició esta crisis migratoria. Y Mogán sigue solo.

Desde el principio el Gobierno ha puesto excusas y nos ha dejado solos. Y podía haber previsto esta situación porque desde febrero el CNI alertó de la crisis migratoria que venía por delante. Con tener previsto me refiero a que podía tener habilitadas y acondicionadas instalaciones del Estado en La Isleta y otras islas para atender a los migrantes de forma digna; o al menos haber levantado a tiempo campamentos en los terrenos también patrimonio público. Si el Gobierno presume de haber levantado un hospital de 5.500 camas en Ifema para pacientes con Covid, ¿qué le ha impedido actuar igual en Canarias para habilitar campamentos para migrantes? Hemos sufrido una auténtica falta de gestión que el Gobierno sigue protagonizando a día de hoy, que es lo más lamentable. Por otro lado, el presidente regional, Ángel Victor Torres, se comprometió a que los migrantes estuvieran fuera de los complejos turísticos el 31 de diciembre, y nada más lejos de la realidad.

Los expedientes sancionadores contra los hoteles que acogen migrantes ya están sobre la mesa. ¿Cómo está la situación?

Los técnicos están trabajando y se ha notificado la incoación de los expedientes de disciplina urbanística con el objetivo de restablecer el uso turístico de los complejos que ahora tienen uso social y asistencial. Se empezaron a noticiar este miércoles, las empresas tienen 10 días para abrir la notificación y a partir de ahí tienen 10 días para solventar la situación.

¿Tiene conocimiento de algún complejo que vaya a desalojar y volver a la legalidad urbanística?

Ninguno todavía.

Si la situación no se resuelve pronto, ¿baraja Mogán iniciar otro tipo de acciones?

Las competencias municipales son limitadas, pero le puedo asegurar que si todo esto dependiese de la gestión municipal estaría solucionado hace tiempo. Más allá del punto de vista administrativo no cabe ninguna actuación judicial.

Compartir el artículo

stats