Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Costas exige proteger a la tortuga verde en la planta Chira-Soria

El Ministerio condiciona las obras a que se reduzca el impacto de la desaladora

Suelta de un ejemplar de tortuga verde en aguas del Archipiélago canario. | | LP/DLP

Suelta de un ejemplar de tortuga verde en aguas del Archipiélago canario. | | LP/DLP

Costas exige que se tenga en cuenta la colonia de tortuga verde que vive en la franja costera de Mogán, donde se van a realizar obras para la toma de agua desalada que alimente la central de Chira-Soria. El Ministerio para la Transición Ecológica ha puesto como condición para la aprobación de las obras de la central de bombeo que tiene previsto construir Red Eléctrica de España (REE), que afectan a la franja marítima de Mogán, a que se hagan algunos cambios en el proyecto de esta empresa para que se reduzca el impacto sobre los hábitats de los que dependen las colonias de tortuga verde.

En un documento con fecha del pasado 1 de febrero, que fue dado a conocer ayer por la plataforma Salvar Chira-Soria, Costas analiza con detalle el impacto de las infraestructuras de la futura central hidroeléctrica que están ubicadas dentro del dominio público marítimo terrestre, en concreto, se refiere a la toma de agua de la desaladora que abastecerá al sistema y el emisario de salmuera para verter la sal al mar. En el proyecto REE propone dos zonas para la toma de agua: una en el límite del barranco de Arguineguín, en la GC-500, espacio que pertenece a San Bartolomé, y otra en una zona de GC-1 que va a Puerto Rico.

La Dirección General de Costas señala que la toma de agua prevista está dentro de los límites de la Zona de Especial Conservación (ZEC) ‘Franja marina de Mogán’, que pertenece a la Red Natura 2000, mientras que el punto elegido para colocar el emisario de salmuera de la desaladora se encuentra fuera, pero podría quedar dentro si se llevan a cabo los planes de ampliación de ese espacio protegido.

De entrada, y como primera medida, Costas sugiere que se estudie la viabilidad de que los vertidos de salmuera no acaben en el mar con un emisario propio, sino que se canalicen hacia la estación depuradora de aguas residuales de Arguineguín, que cuenta ya con un punto de vertido. Así, señala, se permitiría “eliminar, por un lado, parte de las obras” previstas en el dominio marino y, por otro, lograr una “mejora en la dilución del vertido de salmuera y un punto de vertido más óptimo, considerando la posible afección a las comunidades bentónicas existentes en la zona de actuación”.

Hace hincapié el Ministerio de Transición Ecológica sobre el hecho de que la franja marítima de esa zona del sur de la isla “es un punto de concentración y residencia de ejemplares juveniles de tortuga verde”, que utilizan esos espacios para alimentarse y crecer. En este sentido, recuerda que la tortuga verde forma parte de la Lista de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial.

Ante esto, exige que cualquier alternativa que se elija para las obras evite “en la medida de lo posible” deteriorar los hábitats de arrecife existentes en la zona y “tome todas las medidas necesarias para evitar molestias o daños” a las tortugas, “tanto durante la fase de obra como de explotación”.

La Dirección General de Costas estima que las obras previstas en el dominio público marítimo terrestre “no ponen en riesgo” el buen estado ambiental de los espacios marinos, pero subraya que su informe “favorable” está condicionado al cumplimiento de los cambios y mejoras que sugiere.

Desde agosto del pasado año, Red Eléctrica, a través de su filial canaria REINCAN, sacó a licitación dos importantes contrataciones para la central: la del suministro y construcción de la Estación Desalinizadora de Agua de Mar (EDAM) y la de ingeniería y suministro de los equipos principales (tren de generación).

La EDAM, que será la primera infraestructura que comenzará a construirse, consistirá en una planta de proceso de agua de mar mediante ósmosis inversa con tres bastidores y un caudal de diseño de 2,7 hm3 / año (7.800 metros cúbicos al día), capaz de producir el volumen de agua necesaria para el funcionamiento de la central hidroeléctrica.

Según ha explicado la empresa, la planta de desalación y el tren de generación, que comprende los principales equipos de la central son elementos no afectados por la alternativa que finalmente se adopte en la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto.

Compartir el artículo

stats