Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Agaete

Agaete suspende por segundo año seguido la fiesta de La Rama

Desde que se declarara Bien de Interés Cultural solo ha podido disfrutarse dos veces

Edición 2018 de la Fiesta de la Rama en Agaete. J. Pérez Curbelo

El Ayuntamiento de Agaete prepara un programa reducido de actos en honor a la festividad de la Virgen de las Nieves, tras tener que suspender La Rama por segundo año consecutivo debido a las restricciones por la pandemia.

La peculiar celebración de la que es una de las principales citas festivas del verano no solo de Gran Canaria sino de todo el Archipiélago, con miles de personas en estrecho contacto a lo largo del recorrido entre lo alto del centro urbano de la villa y el puerto de Las Nieves, hace especialmente inviable su programación, tal y como ocurrirá con la romería del Pino, o como fue el caso de los principales hitos de la fiesta de la capital grancanaria celebrada este pasado 24 de junio.

Lo mismo ocurrió, en el propio municipio de Agaete, con las fiestas de San Pedro y su histórica Bajada de la Rama desde el macizo de Tamadaba, a lo que se sumó la cancelación de la también popular Retreta, limitándose el programa a actos puntuales con aforo reducido de personas en espacios abiertos. Hay que señalar que durante la festividad de San Pedro, en el último fin de semana del mes de junio, Gran Canaria se encontraba en nivel 1.

En la edición de 2019 que coincidió con un fin de semana se reunieron en Agaete 60.000 personas

decoration

Ya el pasado año el Ayuntamiento de Agaete tomaba la decisión de suspender La Rama tras la celebración de una junta de seguridad que estuvo presidida por el delegado del gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, y en la que se adoptó aquella resolución por unanimidad, «siguiendo el criterio de otros muchos ayuntamientos de Canarias».

En esa ocasión la suspensión acarreaba también la cancelación de todos los actos, a diferencia de este año en el que el grupo de gobierno trabaja en la propuesta de actividades que no comprometan los protocolos de salud pública, y que serán anunciados por la alcaldesa de la villa, María del Carmen Rosario a lo largo de esta semana.

La alcaldesa, el pasado año, con motivo del anuncio de esa primera suspensión apelaba a que se trataba de una «decisión difícil, pero la salud está por encima de cualquier otro factor», para añadir, que «ya habrá tiempo de celebrar el año que viene por todo lo alto», sin prever, al igual que ha ocurrido en el resto del mundo, que habría que cancelar una edición más los actos más populosos de las distintas festividades.

El Ayuntamiento ultima esta semana un programa reducido para festejar a la patrona

decoration

Tampoco olvidaba las dificultades que suponen para empresarios y comerciantes, «que esperaban este evento como cada agosto por los excelentes beneficios económicos que genera en sus negocios, pero este año aún estamos luchando contra el covid».

Por culpa de la pandemia la Fiesta de La Rama solo ha podido celebrarse dos veces desde que fuera declarada por el Gobierno de Canarias como Bien de Interés Cultural, en la que el Ejecutivo canario la calificaba como una de las celebraciones populares con mayor tradición en Gran Canaria.

Esa declaración tuvo lugar en abril de 2018, obteniendo esa distinción por su «profundo arraigo popular en las dimensiones local, insular e incluso supra insular», en una cita que a lo largo del tiempo supo «adaptarse con éxito a todos los momentos y generaciones que la han hecho suya a lo largo de los siglos».

De hecho, ya desde mucho antes, desde 1972, disfrutan del marchamo de Interés Turístico Nacional, en la que confluyen, según la cifras que barajaba el Ayuntamiento en las ediciones anteriores a 2020, hasta 60.000 personas para disfrutar de su baile cada 4 de agosto, como ocurrió en 2019, que coincidió con un fin de semana con todo el alojamiento completo.

Compartir el artículo

stats