Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medio Ambiente

El Plan de Residuos prevé más puntos limpios y ampliar dos plantas del norte

El Cabildo aprueba con carácter inicial un documento que propone un nuevo vaso de vertido en la zona centro y el uso de compost para la restauración ambiental

Imagen aérea del Ecoparque Sur, en Juan Grande.

Imagen aérea del Ecoparque Sur, en Juan Grande.

El primer Plan Director de Residuos de Gran Canaria contempla la creación de más puntos limpios, tanto fijos como móviles, los primeros entre los municipios de Las Palmas de Gran Canaria y Arucas y Mogán y San Bartolomé de Tirajana, y los segundos en Teror, Tejeda, Vega de San Mateo, Valsequillo y Artenara, así como la ampliación de las plantas de transferencia del norte, ubicadas en las localidades de Guía y La Aldea. El Consejo de Gobierno del Cabildo de Gran Canaria ha dado luz verde esta semana a la tramitación inicial de este plan, que recoge toda una batería de propuestas para aumentar la recogida selectiva de los residuos con el fin de incrementar los niveles de reciclaje en la isla. Además, propone la construcción de nuevas infraestructuras como es la necesidad de habilitar un nuevo vaso de vertido en la zona centro ante la limitación de la vida útil de los vasos del Salto del Negro y Juan Grande. 

Instalaciones del Punto Limpio de Telde. Cabildo de Gran Canaria

Este plan se marca como objetivos la reducción de la producción de los residuos, el incremento de la reutilización y el reciclaje de los mismos y la disminución de los rechazos destinados a los vertederos a fin de lograr en la isla un modelo socioeconómico y de consumo sostenible y circular para minimizar los impactos sobre el entorno medioambiental.

Y todo ello en un escenario en que el propio Cabildo asume que no logrará el 55% del reciclaje que la Unión Europea ha marcado para el año 2025, actualmente en el 32% en la isla. «Del estado de situación actual se deriva que va a ser imposible que la Isla se acerque al objetivo 2025», señala el documento, aunque la consejera de Medio Ambiente, Inés Jiménez, se mostró ayer convencida de que sí. «Creemos que sí vamos a cumplir, si no, no pondríamos en marcha este plan», afirmó.

El documento señala que la isla no logrará el objetivo del 55% de reciclaje de residuos en 2025

decoration

Con este documento, el Cabildo adaptará la recogida y la gestión de los residuos a la normativa comunitaria a través de la Directiva 2018/851, de 30 de mayo de 2018, y el Proyecto de Ley de Residuos y Suelos Contaminados aprobado por el Consejo de Ministros el pasado 8 de mayo. Además, incluye un programa de prevención de residuos como instrumento de planificación para evitar la generación de residuos provenientes de la actividad productiva.

El Plan Director de Residuos de Gran Canaria propone una serie de iniciativas para mejorar en la gestión de la basura que abarca desde la creación de nuevas instalaciones hasta la redistribución de la actual gestión de los residuos. Así, la infraestructura más ambiciosa que sugiere el documento es la habilitación de un nuevo vaso de vertido en la zona centro de la isla dado que los vasos de Juan Grande y Salto del Negro llegarán al límite de su capacidad en unos años. Puesto que para los próximos 15 o 20 años se estima que se generen entre cuatro y cinco toneladas de rechazos, el documento insta a la realización de un estudio para determinar la localización del suelo.

Un operario trabaja en las instalaciones del Punto Limpio de Telde. Cabildo de Gran Canaria

También propone la instalación de un punto limpio en la zona centro con una base logística para los vehículos recolectores y otra planta de transferencia asociada al nuevo punto limpio que se propone en Mogán.

El desarrollo de este plan incorpora además la necesidad de contar con una instalación de recepción, clasificación, reparación y tratamiento de carácter insular fuera de los ecoparques, así como implantar una segunda infraestructura para la clasificación de envases ligeros, ya que aunque la que se encuentra en el ecoparque del Salto de Negro tiene todavía capacidad suficiente, será necesaria a medio plazo.

Este programa también propone que el Consorcio de Cumbres extienda la recogida separada a todo tipo de residuos y no se limite al papel y el cartón, y que además se integren en la organización los municipios de Valsequillo y San Mateo.

El plan propone la incorporación de San Mateo y Valsequillo al Consorcio de Cumbres

decoration

Entre otras actuaciones que contempla la puesta en marcha de este plan insular para hacer de Gran Canaria una isla más sostenible, se recoge la necesidad de continuar apoyando la recogida separado municipal de residuos biodegradables de las cocinas de los hogares, pero también de los servicios de restauración, los mercados, los centros comerciales o los hoteles.

Nueve principios

Además de la creación de nuevas instalaciones y el fomento de la separación y clasificación de los residuos para facilitar su posterior proceso de reciclaje, el documento insta a incorporar nuevas cláusulas en los pliegos de los concursos públicos vinculados a la construcción, mantenimiento de parques y jardines, reforestaciones y labores de restauración ambiental que señale la obligación de emplear bioestabilizado y compost producido en los ecoparques públicos.

En el marco de una gestión de los recursos y los residuos más respetuosa con el medio ambiente, el Plan Director de Residuos de Gran Canaria pivota sobre nueve ejes o principios: la protección del entorno y de la salud humana, la jerarquía en la gestión de los residuos, el fomento de la economía circular, el principio de “quien contamina paga” y “quien descontamina desgrava”, la autosuficiencia, la protección y regeneración del suelo, la transparencia y el acceso a la información y el impulso del mercado verde y la creación de empleo.

Instalaciones del Ecoparque Sur en Juan Grande. Cabildo de Gran Canaria

La consejera de Medio Ambiente del Cabildo de Gran Canaria, Inés Jiménez, destacó ayer el esfuerzo de la Corporación para cumplir con los objetivos que marcan las directivas comunitarias. «Estamos trabajando para que antes de 2025 todos los municipios de la isla tengan implantado el sistema de recogida selectiva de la quinta fracción, la materia orgánica», apuntó, y lo están impulsando a través del envío de comunicaciones por escrito a cada ayuntamiento y realizando un seguimiento.

Jiménez subrayó que se impulsarán campañas de sensibilización e información para lograr el compromiso social y que la población aumente la separación de residuos domésticos. «Tenemos mucha fe en llegar al objetivo del 55% de reciclaje, existe un compromiso importante y estamos haciendo la tarea; ahora solo falta que la cumplan todas las administraciones y los ciudadanos», dice.

Este Plan Director de Residuos tendrá un período de vigencia de seis años a partir de la fecha de su aprobación final y la previsión del Cabildo es realizar un seguimiento anual a través de los informes facilitados por las empresas que resultan adjudicatarias de la explotaciones de las instalaciones destinadas a la gestión de los residuos distribuidas por la isla.

Compartir el artículo

stats