Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Santa María de Guía

La cabalgata más latina

Guía revive esta noche del sábado su pasacalles, ambientado en los ritmos de cinco países

Las costureras Natalia Santana (derecha de la imagen) y Rosario Galván, rematando los trajes. C. P.

Natalia Santana, Rosario Galván, Tanausú Mendoza, Adrián Castellano, Israel Arbelo y Pedro Santana. Estos son algunos de los nombres que ponen sus manos y mente para dar vida a la cabalgata de esta noche en las fiestas de la Virgen de Guía. 300 personas animarán un espectáculo «con sorpresas».

El casco de Guía se prepara para revivir su cabalgata, uno de los grandes atractivos de sus fiestas de la Virgen. Y llega después del obligado paréntesis con aires renovados. El director artístico de la cabalgata de carrozas, Adrián Castellano, avanza que llegará con sorpresas y novedades. El espectáculo reunirá a más de 300 personas, entre niños, bandas de música y artistas. Adrián Castellano señala que será un espectáculo dinámico durante todo el recorrido, pero también participativo. Este año no hay un escenario, ya que el pasacalles concentrará las miradas, que irá con mucha música latina.

«Será una noche mágica, y con música en directo, y habrá una gran sorpresa», que no ha querido desvelar.

La cabalgata saldrá a las 21.30 horas del sábado desde la calle Lomo Guillén, para poder estar en la iglesia media hora después, donde el público que llega con antelación para buscar sitio ya tendrá animación casi dos horas antes.

La samba, ballenato, salsa, mariachis y el tango sonará por el casco histórico

decoration

El diseñador y creador de las carrozas, Tanausú Castellano, avanza que habrá cinco temáticas vinculadas a los bailes latinos que representan a Brasil, Colombia, Cuba, México y Argentina. Esto es, la samba, ballenato, salsa, mariachis y el tango. A diferencia de otras carrozas, en Guía la mitad tiene un diseño escultórico, y la otra mitad el atractivo viene de la mano de los figurantes que van sobre ellas.

Es un artista polifacético, ya que en su taller hace decorados de obras de teatro, diseños para las murgas, pinturas corporales y otras artes. Y hace once años se acercó a este mundo de las carrozas para colaborar. Y vio que tenía mano y le gustaba. Desde entonces no ha parado de modelar las estructuras de madera, las mallas, el papel de periódico y el corcho blando, que sirven de base para moldear las carrozas. Lo habitual es que use materiales nuevos. Pero, a veces, hace excepciones. Y este año rescató dos águilas, les dio un repaso y las ha transformado en un tucán, fabricando las alas.  

Tanausú Castellano sabe que es un arte efímero, que dura hasta que pase el trago de las bolas de la batalla de flores del lunes. Pero se siente reconfortado cuando recibe las felicitaciones de los vecinos, y la siente que ha hecho un buen trabajo.

«Trabajas, porque lleva mucho trabajo, pero cuando ves los trajes acabados se te cae la baba"

decoration

La costurera Natalia Santana es parte de todo este entramado previo. «Trabajas, porque lleva mucho trabajo, pero cuando ves los trajes acabados se te cae la baba. Es la recompensa». Este año han confeccionado 31 trajes, que están hechos a medida, y asociados a la temática. Desde el inicio del mes pasado se pusieron manos a la obra a buscar las telas y complementos para ponerse a coser. Esto implica también la búsqueda previa de documentación de la vestimenta. Cuenta para ello con el apoyo de la también costurera Rosario Galván, además de cuatros ayudantes que están en la faena desde inicio de julio.

Pedro Santana e Israel Arbelo son los encargados de elaborar los preciosos tocados que llevan los figurantes de las carrozas. Trabajan durante semanas con todo tipo de piedras preciosas, plumas de todos los colores y tamaños, así como un sinfín de materiales. 

Compartir el artículo

stats