Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los vecinos de la Villa de Teguise enraman las cruces de las calles del casco histórico

El Ayuntamiento facilita las flores para decorar el Vía Crucis

Estudiantes, el jueves, junto al alcalde y concejala de Cultura en Teguise.

Estudiantes, el jueves, junto al alcalde y concejala de Cultura en Teguise. LP/DLP

Los vecinos de Teguise llevan a cabo estos días el enramado de las cruces situadas en el casco histórico de la Villa con motivo de la celebración de esta festividad, que tendrá lugar este domingo.

Niños y mayores llevan a cabo esta práctica, que tiene una tradición centenaria. El Ayuntamiento de Teguise facilita las flores, rejillas, espuma y demás artilugios para evitar que esta tradición desaparezca y los maderos estén engalanados para el tres de mayo.

Inicialmente, en Teguise solo tenían cruces los grandes inmuebles y los más antiguos como el Palacio Spínola, sede de la Casa-Museo del Timple, el del Marqués de Herrera, ubicado junto al teatro municipal, y la Casa del Castillo, emplazada enfrente de la casa consistorial de la antigua capital de Lanzarote.

Con el paso de los años se fueron instalando las restantes, unas en señal de promesas y otras como homenajes, hasta completar el Vía Crucis (estaciones de la Pasión del Señor) con los 14 elementos. La colocación se terminó a finales del siglo XIX.

Compartir el artículo

stats