El concurso de murgas del próximo carnaval de Arrecife regresará a la carpa del recinto ferial, donde el Ayuntamiento de Arrecife y el Cabildo barajan realizar mejoras para que la acústica sea de más calidad. El pasado año se instaló un escenario en el exterior, con un sobrecoste para el consistorio. Este 2017 solo nueve grupos se presentarán al concurso, que se desarrollarán en dos fases de presentación y otra que tendrá lugar el día de la final con cinco agrupaciones. LA PROVINCIA