Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Guerreras frente al cáncer infantil

Melania Brito inicia una campaña de captación de donativos para investigar a fondo el neuroblastoma l Su hija murió el pasado verano con tan solo tres años

Melania Brito y su hija fallecida, Yenedara.

Melania Brito y su hija fallecida, Yenedara. lp/dlp

Yenedara es un ejemplo de lucha infantil contra al cáncer. Su nombre significa "guerrera guanche". El pasado 28 de julio no pudo superar una nueva batalla frente al neuroblastoma con el que lidió los últimos ocho meses de su vida. Falleció cuando aún no había cumplido los cuatro años.

La niña se resistía a permanecer en la trinchera de su enfermedad y batalló hasta el último momento. "El neuroblastoma es el cáncer más frecuente en niños, el más raro y el menos investigado", explicó su madre desde Gran Canaria, la lanzaroteña Melania Brito Bethencourt.

Ha iniciado una campaña de captación de fondos a través de la plataforma Gofundme para investigar este tumor canceroso que se desarrolla a partir de tejidos que forman el sistema nervioso simpático, la parte del sistema nervioso que controla funciones del organismo, entre ellas la frecuencia cardíaca, la presión arterial, la digestión y los niveles de ciertas hormonas.

Melania, que tiene 28 años, afirma que "a mi hija no le fallé en vida y ahora tampoco puedo hacerlo. Le prometí ayudar a otros niños enfermos y es lo que estoy haciendo". Esta madre, otra guerrera, no sabe de dónde saca las fuerzas para continuar adelante. "Me las da mi hija o no sé, porque no es normal toda la fuerza que tengo y cómo estoy sobrellevando la pérdida de Yenedara", su única hija. "Las dos éramos y somos una", destacó.

Ha puesto en marcha el proyecto La estrellita mágica de Yenedara con el que recauda dinero para la Asociación de Familiares y Amigos de Pacientes con Neuroblastoma NEN, de Tarragona, que colabora con hospitales de Madrid, Barcelona, Valencia, Navarra y Sevilla. El objetivo es conseguir un mínimo de 50.000 euros con los que contribuir a investigar a fondo ese cáncer.

En noviembre de 2018 fue cuando le descubrieron el tumor en el hospital Doctor José Molina Orosa de Lanzarote después de que le salieran ganglios en el cuello. Apenas un par de días después, el día 19, fue trasladada al Materno Infantil, en Las Palmas de Gran Canaria, donde le dijeron qué tipo de cáncer era. Melania, que es maestra de profesión, se fue a vivir a la capital grancanaria para estar junto a su hija durante todo su tratamiento.

"En el hospital nos trataban como a una familia. Estoy muy agradecida. Tras la muerte de mi niña los visito en el Materno cada dos semanas. Primero me quedé en un piso de la asociación Pequeño Valiente, que me prestó su ayuda, y luego me mudé a un piso en Las Canteras porque a mi niña le encantaba la playa", recordó Melania. Su pequeña estuvo ingresada durante dos meses en momento distintos. En julio pasado sufrió una recaída que no pudo superar. Las sesiones de quimioterapia ya no le funcionaban. La niña también recibió radioterapia, inmunoterapia y hasta un autotransplante.

Una estrellita con alas

"Cuando a mi hija le quedaba poco tiempo de vida le dije: 'Te devuelvo tus alas mi amor. Actúa como mamá siempre te ha enseñado, con tu corazón'. Y ahí se fue", recordó Melania. No renuncia a volver a ser madre, que "es lo más maravilloso del mundo".

Al mes de la pérdida, empezó con la iniciativa. "Es como si una voz me dijera que mi hija me estaba recordando lo que le prometí, salir adelante. Es un reconocimiento a mi niña, pero también intento conseguir dinero para intentar salvar más vidas".

Hace dos semanas y media que publicó su iniciativa en Facebook e Instagram (La estrellita mágica de yenedara) para difundirla. Melania advierte de que "con esta enfermedad no se nace, le puede tocar a tu hijo, a tu hermano, a tu primo, a tu sobrino, a tu vecino. Puede ser cualquier niño del mundo".

Se preguntó "¿por qué quitarle el derecho de tener una vida?, ¿por qué no tener una investigación digna? ¿No es bastante el tener que luchar contra una enfermedad a tan corta edad?".

Además de la campaña de crowdfunding, Melania prepara una página web y una gala artística que se celebrará el 4 de abril de 2020 en el municipio de Tías, donde residía con su hija, en la que participarán diversos artistas, murgas y también habrá actuaciones infantiles y venta de artículos que cederán empresas colaboradoras, entre otros contenidos.

"Queremos más niños en tierra que nos den lo más puro de la vida y menos pequeñas estrellitas en el cielo", deseó Melania.

Compartir el artículo

stats