El grupo de gobierno del Ayuntamiento de Arrecife y CC-PNC se enzarzaron ayer durante el pleno ordinario en acusaciones mutuas sobre la aprobación de una tasa de 20 euros para el sacrificio de animales, dentro de la modificación de la ordenanza fiscal reguladora de las tasas del Centro de Protección Animal.

Los nacionalistas afearon al equipo liderado por la alcaldesa Ástrid Pérez, al considerar que “el Consistorio capitalino vuelva a recurrir al sacrificio animal en sus dependencias”. Echedey Eugenio, portavoz de CC-PNC, alegó que “si se modifica la ordenanza y, en lugar de utilizar términos como eliminación del sufrimiento o eutanasia, volvemos a hablar de sacrificio, estaremos hablando de nuevo de perrera municipal y de los dispendios y disparates que hubo en el pasado”. Eugenio criticó “la falta de sensibilidad de un Consistorio que pretende cobrar 20 euros por matar animales”.

Asimismo, anunció que “presentaremos las correspondientes alegaciones a esta ordenanza porque dice muy poco de este grupo de gobierno que, aunque sea un borrador, recoja la palabra sacrifico. No hay ningún tipo de justificación”.

Desde el grupo de gobierno, la concejala de Sanidad, Saro González, replicó al edil nacionalista al recordarle que “lo que se ha aprobado en el pleno de hoy [ayer para el lector] es la aprobación de una ordenanza que su excompañera- siendo concejal de Hacienda, y actualmente nueva edil del grupo de Coalición Canaria – PNC, María Teresa Lorenzo, dejó firmada, y sin su aprobación final, como hubiera sido lo lógico”. De hecho, González destacó que la redacción “le sorprenda al portavoz nacionalista cuando su literalidad e importe por conceptos lleva el plácet y la rúbrica de la edil de Coalición Canaria, siendo edil de Hacienda”.

“Es difícil que el señor portavoz del Grupo Nacionalista no acabe de entender cómo es posible que, en pleno siglo XX, haya administraciones que siguen con este tipo de políticas, cuando es su propia compañera de filas la que realiza la redacción, la firma, y la tramitó en el 2013 para su aprobación inicial”, reiteró González.