En el pueblo de La Santa (Tinajo), situado al oeste de Lanzarote, hay quien no le teme al infierno de las olas. Se trata del body surfista marroquí afincado en la Isla Ahmed Erraji, quien no dudó en lanzarse al agua sin protección desde el Muellito de La Santa. De hecho, el apodo de este deportista es el 'El Hijo del Mar'. Lo único que llevaba para nadar eran unas aletas, tal y como se ve en el vídeo de esta información.

Si en la costa de La Santa el mal tiempo es habitual, la situación estuvo mucho peor este jueves, con una gran mar de fondo y olas que superaron los cuatro metros de altura. De hecho, el norte y oeste de Lanzarote, al igual que esas zonas de La Palma, El Hierro y Fuerteventura se encontraban en situación de prealerta por fenómenos costeros, declarada por la Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias. 

No es la primera vez que 'El Hijo del Mar' muestra su atrevimiento con el mar bravo. El pasado año se enfrentó con su propio cuerpo a la denominada Ola Gigante de La Santa y también ha lidiado con las enormes olas de Nazaré, en Portugal, consideradas unas de las más grandes del mundo.