La vendimia de Lanzarote de este 2022 ha estado cerca de los dos millones de kilos de uva recogidos. Con un 99% de la cosecha recolectada, a falta de unos kilos de las variedades más tardías, en las 32 bodegas pertenecientes al Consejo Regulador de la Denominación de Origen Vinos de Lanzarote han entrado 1.945.785 kilos de uva.

La variedad autóctona, la Malvasía Volcánica, ha sido la predominante en la vendimia de 2022, representando un 70% del total; con más de 1,4 millones de kilos recogidos. La segunda variedad más recogida en Lanzarote ha sido la Listán Negro, con 199.201 kilos. Durante esta vendimia también han llegado a las bodegas uva Listán Blanca, Moscatel de Alejandría, Diego o Syrah. En una proporción menor, se han cultivado en la isla parras de Baboso Negro, Burrablanca, Cabernet Sauvignon, Merlot, Negramoll Mulata, Ruby Carbenet, Tempranillo, Tintilla o Viljariego Negro.

La vendimia 2022 es la más temprana que se registra en Lanzarote, ya que comenzaron la recolección de la uva el pasado 6 de julio de forma oficial, una fecha histórica desde que se recopilan datos.

Es un año en el que las enfermedades fúngicas han sido casi inexistentes, gracias al gran trabajo y dedicación que realizan los viticultores y bodegueros de la isla, haciendo frente a posibles plagas. Sin embargo, la vendimia de este año ha sido ligeramente inferior a la del anterior, en la que se recogieron más de 2 millones de kilos.

Desde el Consejo Regulador de la Denominación de Origen ‘Vinos de Lanzarote’ están satisfechos por la buena calidad de la uva recogida este año. Respecto a la cantidad de la cosecha, consideran que “es una cantidad mayor a la esperada, aunque, debido a la falta de existencias en las bodegas, puede que no sea suficiente para mantener las cotas de mercado que se han conseguido en los últimos años”. 

Esta limitación en el número de botellas etiquetadas hará aún más preciada su adquisición, creando sinergias entre calidad y exclusividad que pocos vinos tienen el privilegio de poseer.