Noviembre fue el mes elegido para poner en marcha un nuevo dispositivo que redujese las infinitas colas y agilizase los trámites. No ha pasado ni un año y las cifras hablan por sí solas, traducidas en 172.491certificados de residencia para viajar expedidos a través de la página web del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, según informó ayer Miguel Quintanilla, director general de Nuevas Tecnologías y Comunicaciones. La herramienta forma parte de un conjunto de iniciativas que convierten a la capital en la segunda mejor ciudad de España en lo que administración electrónica se refiere según la Fundación Orange.

"Hasta que pusimos en marcha en la sede electrónica la posibilidad de obtener el certificado, los ciudadanos que realizaban trámites a través de ella no llegaban ni al tres por ciento", explicó Quintanilla quien matizó que hasta entonces tan solo se había tramitado unos 4.000 documentos por Internet. El truco estuvo en localizar el problema y adaptarse a las necesidades ciudadanas.

"La dificultad estaba en que la mayoría de las personas no saben usar el certificado electrónico", reveló. Para ello, se pusieron manos a la obra en lo que a búsqueda de alternativas más flexibles se refiere. "Había que adecuar el mecanismo de identificación al trámite que se estaba haciendo, así que miramos la ley y descubrimos otras posibilidades, ya que si le simplificas las cosas la gente lo hace desde casa y para nosotros también genial porque así no se nos presentaban 2.000 personas diarias".

Los frutos ya se recogen. Actualmente el 90% de los capitalinos solicitan mediante la sede electrónica del Consistorio sus certificados de residencia a través del sistema conocido como secreto compartido. "En este caso el secreto es nombre, apellido, fecha de nacimiento, DNI y nacionalidad; que además son todos los datos que piden en el certificado de viajes y que en caso de darlos mal no se le expide", aclaró el director.

Actualmente, se unas 1.500 personas consiguen a diario de manera cómoda y gratuita el documento que acredita su residencia en Las Palmas de Gran Canaria. Tan solo hay que rellenar el formulario e imprimirlo una vez se genere el formato PDF. "O lo puedes mostrar en tu smartphone sin necesidad de llevarlo impreso", apuntó Miguel Quintanilla.

El ahorro no solo se refleja en el tiempo, sino también en lo económico. Los ciudadanos evitan tener que ir hasta las oficinas municipales y además se libran de pagar una tasa municipal. A esto se le suma la reducción de cargas administrativas equivalente a 13 millones de euros durante el primer semestre del año, según las tablas del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas.

Una nueva herramienta

Las innovaciones continúan. Hacer más llevadera la espera, en aquellas situaciones en las que es irremediable la presencia en las oficinas públicas, es la misión de la nueva herramienta TIC desarrollada por el Departamento Informático del Ayuntamiento. "Un nuevo servicio electrónico que permite al ciudadano conocer en tiempo real el número que es atendido en los distintos servicios municipales".

El nuevo sistema mostrará a los usuarios a través de un banner en www.laspalmasgc.es, tanto si navega desde la web como desde un dispositivo móvil, un gestor de colas idéntico al que se puede ver en las distintas salas de espera. "Aparece exactamente la misma imagen que en las pantallas de las oficinas", apuntó Miguel Quintanilla.