"Este trimestre trabajaremos a tope con los vecinos en cumplir con la obligación de retirada de excrementos de las mascotas". Así lo anunciaba el alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, Juan José Cardona, en el primer encuentro tuitero del responsable municipal con los ciudadanos sobre la tenencia de animales y la convivencia de los perros en la ciudad, desde el mismo parque Romano, donde desde hace más de un año funciona un espacio para canes. Cardona también reveló que, próximamente, el Ayuntamiento diseñará áreas para perros en El Rincón, Tamaraceite y San Juan, que se sumarán a los 12.000 metros cuadrados de esparcimiento que ya existen en la ciudad.

El alcalde, que estuvo acompañado por el presidente del colegio de Veterinarios de Las Palmas, José Enrique Rodríguez Grau-Bassas, y algunos dueños de mascotas, no explicó en qué consistirá ese trabajo comunitario para dar cumplimiento a la normativa municipal , aunque algunos ciudadanos le dieron pistas, al margen de la consabida necesidad de inculcar más educación al respecto en los propietarios de perros. @6Faibel, que vive en el barrio del Atlántico, pidió más bolsas de plástico y más papeleras en los parques para que los vecinos puedan cumplir sus obligaciones. Y @boroms56 más atención municipal a Las Coloradas, donde también se concentra "mucha caca de perros y malos dueños".

El alcalde dijo que "lo ideal es llegar a un buen entendimiento entre usuarios con perros y los que no los tienen, para evitar mayores controles policiales".

De la necesidad de una mayor sintonía entre vecinos con perros y el resto de los ciudadanos en esta materia que tiene que ver con la limpieza de la ciudad da buena cuenta la cifra de canes que hay registrados en la ciudad -61.000- sin contar los que no están censados. Solo en el distrito de Vegueta-Tafira y Cono Sur hay 17.000 ejemplares, según datos municipales.

El alcalde "tomó nota" con un "oído cocina" sobre algunas peticiones concretas de los dueños de canes como la mejora de la iluminación del espacio para perros del parque Romano así como el cambio de las vallas, que no son las apropiadas.

En el encuentro digital, los ciudadanos también plantearon otros temas como el que las mascotas viajen en guagua o que puedan ir a la playa, a pesar de que ya está habilitada para ello la de Bocabarranco.