Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sabor a Canarias en Luis Morote

Un total de 18 puestos de artesanía con productos del Archipiélago se instalaron en la calle de la capital grancanaria con motivo de la celebración del evento 'Catalina marca el ritmo'

Balcones canarios y jaulas.

Balcones canarios y jaulas.

Canariedad en Santa Catalina. La calle Luis Morote de la capital grancanaria se llenó ayer de puestos de artesanía con motivo del evento Catalina marca el ritmo, organizado por la Asocia- ción de Empresarios de Santa Catalina. Vecinos y curiosos se pasearon por allí para ver los distintos productos típicos canarios que ofrecían los artesanos. Entre ellos estaba Francisco Forteza, guiense residente en la zona desde hace unos años, que se encontró con el percal sin esperarlo. "Estaba caminando por aquí y vi de repente con esto, porque la verdad es que no sabía nada", admite. En cualquier caso, considera que se trata de una iniciativa "genial". "Por fin utilizan la calle para estas cosas desde que la peatonalizaron, y si encima es para una feria de este tipo, pues mejor todavía, creo yo", añade.

Entre los 18 puestos que se instalaron ayer en la vía desde las 10.00 y hasta las 21.00 horas se encontraba uno de pan artesanal llegado directamente desde el municipio de El Tanque, en Tenerife, y en el que se vendían distintos tipos de pan de lo más origi-nal: de centeno con higos pasa-dos y nueces, de albaricoque y avena, de mango y maracuyá, de coco y arándanos... "Tienen muy buena pinta todos", comenta Andrés Sosa, un cliente que no pudo resistirse a llevar prácticamente uno de cada.

No muy lejos de allí tenía expuestos sus balcones canarios, jaulas y otros objetos de artesanía el guiense Pablo Manuel Mendoza, quien, tras jubilarse -hace siete años-, se dedica a elaborar este tipo de manualidades, y desde entonces acude a todas las ferias de este tipo que puede. "Me llaman de casi todos los sitios, pero yo voy a lo que puedo", cuenta Pablo Mendoza.

Tampoco faltaron otro tipo de artículos, como los jabones artesanales que llevó la teldense Belinda Caldera con su taller A2manos. "Son jabones hechos con aceite de oliva virgen y utilizando muy pocos conservantes artificiales", explica Caldera, que vendía jabones de leche de cabra, de karité y geranio, de aguacate, de canela, de almendras...

Durante el evento, que coincidió ayer con el Cine+Food en el parque Santa Catalina, las terrazas de Luis Morote establecieron también una oferta de cerveza y tapa a dos euros, así como menús especiales. Además, los propios comercios de la zona pusieron sus productos a la venta con un 50% de descuento.

Angélica Rodríguez, gerente de la Asociación de Empresarios de Santa Catalina se mostraba ayer encantada con el éxito que tuvo el evento. "Hacemos esta feria con el objetivo de dinamizar la zona, que los comercios de la zona se den a conocer y además se promocionan los artesanos de la Isla", declaró la gerente.

Futuro encuentro de artesanos

"Es un revulsivo", prosiguió Rodríguez, "y ojalá podamos hacerlo más veces; de hecho, pretendemos hacerlo al menos una vez al mes, incluso con más participación y que podamos coger más espacio. En el futuro, queremos hacer un encuentro de artesanos de todo el Archipiélago, con productos que se fabrican en Canarias; que la gente se reúna en este espacio y los muestren, para vender lo que fabricamos y quiénes somos, y más aún ahora que, a partir de la semana que viene, empiezan a venir los cruceristas".

Compartir el artículo

stats