Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un mercado gastronómico abre sus puertas en Domingo J. Navarro

Street Market Triana, que se emplaza en una casa de 1901, se inaugurará a principios del próximo mes

7

Un mercado gastronómico abre sus puertas en Domingo J. Navarro

Productos ibéricos, pinchos, brochetas, frituras, marisco, arroces, comida peruana o dulces. Toda esta variedad es la que podrá disfrutarse en apenas unas semanas en Street Market Triana, un mercado gastronómico que abrirá sus puertas a principios del próximo mes en el número 4 de la calle Domingo J. Navarro. El espacio, que se emplaza en una casa que data del siglo pasado, dispondrá de diferentes puestos de restauración así como de un Gin Club y una terraza con 25 mesas, según explica Damián de Prada Lasso promotor "junto a un grupo de inversores" de esta iniciativa.

Hace ya algunos años que Las Palmas de Gran Canaria se sumó a la moda presente en ciudades como Madrid, Barcelona, Sevilla o Valencia, entre otras, de fusionar tradición y gastronomía en sus recovas. No obstante, aclara De Prada Lasso, este es el primer rincón de este estilo de oferta únicamente culinaria que habrá en la capital.

Concretamente será en uno de los inmuebles más antiguos del centro del municipio donde Street Market Triana inicie su actividad en breve. Se trata de una edificación protegida que data de 1901 en la que se ha llevado a cabo una labor de restauración y conservación de su fachada. "Ha sido un trabajo muy artesanal", asegura el promotor del negocio.

Asimismo, también se han mantenido varios hierros y maderas de la estructura original que podrán verse de una manera más detallada en el ascensor panorámico que conectará las tres plantas de la que otrora fuera una vivienda.

Un total de 450 metros cuadrados de superficie entre los que se repartirán nueve negocios de restauración, seis de los cuales se emplazan en la planta baja. Se trata de pequeños puestos de ocho metros cuadrados especializados en los que se ofrecerá una variedad distinta de comida que pasa por productos ibéricos, brochetas, pinchos al puro estilo vasco, dulces, frituras y sabor peruano gracias a la presencia del Segundo Muelle. "El estilo es 'food and go', es decir, la gente podrá pedir y llevarse la comida a la terraza que habrá en la calle", apuntó De Prada. Esta última tendrá 25 mesas colocadas acorde a la normativa municipal delante de la entrada del inmueble en Domingo J. Navarro. Asimismo, en estos stands se pondrán comprar cervezas y vinos, si bien el resto de bebidas alcohólicas y cócteles se servirán en la barra del Gin Club, ubicada en el centro de la sala.

En la primera planta abrirán tres restaurantes de 20 metros cuadrados: un asador de carne, una marisquería y una arrocería; que sí contarán con sillas y mesas para cada establecimiento. Finalmente, la azotea quedará habilitada para que pueda ser transitada por la clientela que quieran disfrutar de las vistas del centro de la ciudad. Para ello, se va a colocar una barandilla con vidrios de seguridad. La idea es que en un futuro este espacio pueda acoger otra terraza, aunque todavía habrá que esperar a que el Ayuntamiento capitalino apruebe el cambio de uso que han solicitado ya los empresarios.

Entre los dos pisos principales, Street Market Triana tendrá un aforo para un centenar de personas. En lo que se refiere a la decoración, el establecimiento fusionará el estilo colonial propio de la casa del siglo XX con uno más moderno en el que no faltará la vegetación. Uno de los detalles será el suelo adoquinado "para dar esa sensación de estar en la calle". El proyecto para este negocio ha sido fruto de la colaboración los arquitectos Manuel Feo y Carlos Orta, este último de Coa Arquitectos.

Para poder disfrutar del nuevo rincón gastronómico de la capital habrá que esperar algunas semanas. Será a finales de mes cuando el Street Market Triana abra sus puertas después de tres años de trámites y obras. La idea es coger un poco de rodaje, según apuntó Damián de Prada Lasso, antes de la inauguración oficial que se celebrará a principios de diciembre. Para entonces está previsto un evento especial, aunque aún está por determinar la fecha. Además de gastronomía gourmet, en un futuro su precursor quiere poner en marcha también una oferta cultural con música en directo, así como realizar degustaciones de nuevos productos culinarios.

Compartir el artículo

stats