Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Puerto incorpora una segunda empresa para depurar aguas

Reparaciones Navales Tiburón solicita una parcela en La Esfinge para un centro logístico

Vista general del dique Reina Sofía y de la bahía portuaria de la capital grancanaria con buques de distinto tipo.

Vista general del dique Reina Sofía y de la bahía portuaria de la capital grancanaria con buques de distinto tipo. QUIQUE CURBELO

El Puerto de La Luz incorporará previsiblemente una segunda empresa para tratar las aguas residuales de los barcos. Reparaciones Navales Tiburón, una pequeña entidad radicada en el recinto capitalino desde 1992, ha solicitado una concesión demanial de suelo público en el entorno de la Zona Franca para implantar un nuevo centro logístico que incluya la depuración de líquidos. Pero, en este caso no serán los pioneros en el sector. A principios de año Transvirgin presentó unas instalaciones capaces de reciclar cada día 480.000 litros de aguas residuales procedentes de los buques, para que estas puedan volver a ser utilizadas.

Según publicó ayer el Boletín Oficial del Estado (BOE), Reparaciones Navales Tiburón ha solicitado una parcela de unos 2.400 metros cuadrados en el área funcional dos del Puerto, es decir, la que comprende el entorno de la Zona Franca y la península del Nido. El objetivo de esta empresa, tal y como especifica el anuncio, será implantar un centro logístico de la flota de camiones y descarga de aguas fecales recogidas en los buques. Además, como principal novedad, contará con una depuradora de aguas residuales, en virtud del Anexo IV del Convenio Marpol de la Organización Marítima Internacional (OMI).

Esta convención establece las reglas para prevenir la contaminación por aguas residuales de buques. Estas suponen un problema para la salud humana, según especifica la propia OMI. Este organismo internacional señala que las aguas negras pueden agotar el oxígeno y, además, provocar impacto visual en zonas costeras. Precisamente, en este sentido, advierte que esta situación puede suponer "un serio problema para los países que explotan sus recursos turísticos", caso de la capital grancanaria. No obstante, este convenio prohibe realizar vertidos en el mar a una distancia de 12 millas náuticas de la costa, a menos de que exista una planta que las trate.

Por el momento, una vez publicado el anuncio en el BOE, se abre el plazo de un mes en el cual se inicia un trámite de competencia de proyectos. Las empresas interesadas en presentar un proyecto de similares características al de Tiburón, o no, con la intención de instalarse en la mencionada parcela de La Luz, deberán dirigirse a la sede electrónica de la Autoridad Portuaria de Las Palmas.

Tiburón, actualmente con sede en la Avenida de las Petrolíferas, ha dedicado sus más de 25 años de trayectoria a la limpieza de tanques, retirada de tapones, achique de sentinas, además de carga y descarga de residuos peligrosos. La depuración de aguas residuales no se encuentra actualmente en su cartera de servicios. A día de hoy son gestores autorizados de lodos, fosas sépticas, combustibles, hidrocarburos, lubricantes, aceites de motores, entre otros.

Según especifican en su página web, la empresa cuenta con 16 especialistas y una cartera de clientes que supera el medio centenar. Este periódico ha intentado ponerse en contacto con la entidad sin éxito, por el momento se desconocen los detalles que implicarán el nuevo centro que han proyectado en la zona de La Esfinge. El cual, además, ha sido uno de los primeros en ser firmado por el nuevo director del Puerto, Francisco Javier Trujillo Ramírez, en el cargo desde el pasado Consejo de Administración del 27 de enero.

Transvirgin

Lo cierto es que el Puerto de la capital grancanaria incorporó a principios del presente año una planta depuradora de aguas residuales de la mano de Transvirgin, capaz de filtrar y reciclar 480.000 litros al día. Se trata en este caso de un proyecto pionero en España, pues esta utiliza una serie de elementos químicos con procesos físicos para limpiar los residuos, en lugar de tratamientos biológicos como suele ser habitual en este tipo de instalaciones; un sistema que ha sido desarrollado en el Archipiélago.

El desarrollo de este tipo de proyectos impulsan al Puerto de Las Palmas a la hora de posicionarse como referencia en el Estado español en las políticas medioambientales impulsadas por la OMI. No obstante, se trata de una apuesta decidida por parte de la Autoridad Portuaria.

Compartir el artículo

stats