Suscríbete desde 1,50 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un queso de 120 kilos para el 'Banco'

La quesería Bolaños dona un súperqueso al Banco de Alimentos de Las Palmas

Un queso de 120 kilos para el 'Banco'

Un queso de 120 kilos para el 'Banco'

La quesería Bolaños regaló ayer uno de los súperquesos que fabrica al Banco de Alimentos de Las Palmas. El orondo producto pesó 120 kilos y se dividió en 400 cuñas de 300 gramos que se repartirán próximamente entre las personas con necesidades económicas que atiende la entidad social. Un gesto que agradeció la organización sin ánimo de lucro, que ha visto incrementado el número de demandantes en los últimos meses a consecuencia de la crisis económica tras el confinamiento obligado por el covid-19. El balance del segundo trimestre fue de 28.152 personas atendidas, un 40% más que la media de 2019.

La entrega tuvo lugar en las instalaciones de la quesería artesanal Bolaños, en el barrio de Salto del Negro. Rodeado de quesos de menor tamaño y con un olor que alimentaba, el gerente de la empresa, Aarón Hernández, explicó que el queso, embadurnado con pimentón, se fabricó en enero y se ha ido curando a una temperatura media de 8ºC y un grado de humedad del 80%. Tras siete meses de maduración, "estará suave y mantecoso" al paladar, dijo el gerente de Quesos Artesanos Bolaños. Y es que al ser un queso voluminoso necesita de más tiempo de maduración para que el queso coja la consistencia característica para su consumo tanto en el interior como en el exterior.

La conocida quesería, galardonada con una veintena de premios por su buen hacer y que desde hace poco más de un año se ha especializado en crear quesos de gran tamaño, quiso con este gesto llevar un poco de alegría a la mesa de las familias que lo están pasando peor como consecuencia de la crisis económica desatada tras la pandemia del covid-19. "Aunque se trata de un queso grande sabemos que no vamos a dar de comer a muchas familias pero con la iniciativa queríamos crear ilusión entre las personas que lo están pasando mal; que no todo sean noticias malas, sino que la gente vea también un gesto bonito", dijo respecto a la iniciativa.

La empresa, que habitualmente colabora con el Banco de Alimentos de Las Palmas y con otras entidades, entregará el producto hecho "totalmente de leche de cabra cruda de la isla de Gran Canaria" envasado al vacío y etiquetado, tal y como se encuentra en las tiendas de alimentación.

"Le hemos puesto un poquito de pimentón por la superficie, que resulta muy atractivo, y para que tenga un poco más de sabor en la zona más cercana a la corteza", aclaró el joven, que animó a degustarlo solo con un poco de pan bizcochado o como postre, aunque no sea habitual en la cultura gastronómica canaria.

Pese al tamaño considerable del queso que entregó ayer al Banco de Alimentos, la empresa artesanal Bolaños ha batido este año su propio récord al crear uno de 220 kilos. "No creo que vayamos a superarlo, aunque el año pasado salieron todos súper ricos", comentó el gerente dada la dificultad que tiene el hacer quesos de este calibre. Y es que aparte de contar con un molde especial donde verter el queso es necesario un gran peso para que el producto suelte el excedente de suero de leche para que madure. También una vigilancia constante dado que los quesos al ser de gran tamaño se agrietan y deben de cerrarse para que no les entre moho en el interior, que cambiarían su sabor y su apariencia, además de un proceso de maduración más largo. "Un queso de 220 kilos podemos llegar a curarlo años. Dos o tres para que tenga un sabor más potente y gustoso", recalcó. El queso mencionado necesitó de unos 1.500 kilos de leche para su fabricación.

El presidente del Banco de Alimentos de Las Palmas, Pedro Llorca, agradeció el gesto de la quesería Bolaños, más si cabe cuando el apoyo "procede de un productor canario" y en un momento tan crítico como el que la sociedad vive. "En estas condiciones tan difíciles que estamos viviendo no solo la sociedad canaria, sino toda Europa, el mundo entero, y que nunca habíamos visto, nos sentimos respaldados por el empresariado canario y por toda la ciudadanía en general", apuntó el responsable de la entidad social sin ánimo de lucro.

"El hecho de que queserías Bolaños se acuerde de nosotros, cuando sus quesos han sido premiados incluso en México, es poner un toque de sabor canario en las mesas de nuestros beneficiarios", añadió Llorca.

El Banco de Alimentos atendió en el segundo trimestre a 28.152 personas cuando la media ponderada en el ejercicio 2019 fue de cerca de 20.000 personas, según explicó Pedro Llorca. El presidente de la entidad declaró que en estos momentos tienen alimentos para atender a más familias si se diera el caso dado que la situación económica no parece mejorar con el parón que hay en el sector del turismo, principal fuente de ingresos de la comunidad canaria. "Hemos recibido donaciones de empresas y fundaciones en metálico que hemos transformado y transformamos en la compra de productos en los que tenemos riesgo de que se rompa el stock", aclaró. Con las donaciones de dinero han adquirido productos frescos como verduras y frutas y carne y pescado congelado, más difíciles de conseguir que en una habitual donación, donde priman los productos no perecederos. El Cabildo de Gran Canaria además les ha hecho entrega de los excedentes agrícolas y ganaderos que ha comprado a los productores locales.

El presidente de la entidad declaró que dadas las medidas de seguridad que hay que mantener con el covid-19, la gran recogida de alimentos que habitualmente organizan en noviembre a nivel estatal en las grandes superficies cambiará este año de formato. Llorca anunció que se hará de "forma virtual", bien telemáticamente o entregando un importe en el supermercado que, mediante un código de barras, se sumará a la cesta de la compra de la entidad.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats