Suscríbete desde 1,50 €/mes

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Crisis del coronavirus Cribado en barrios

El 94% de las personas citadas acude a hacerse el test de la Covid-19 en La Isleta

En tres días se convoca a la prueba voluntaria a 803 personas de entre 20 y 45 años - El miércoles pasado solo una persona dio positivo y cuatro habían pasado el coronavirus

El 94% de los vecinos de La Isleta ha respondido a la llamada de la Consejería de Sanidad para frenar los contagios de coronavirus en la capital, ante la subida de los casos en las últimas semanas. Los tests rápidos, que son voluntarios, comenzaron este miércoles y hasta el día de ayer, a las 14.00 horas, 803 personas habían pasado por el Centro de Día de Mayores, ubicado en la calle José Guerra Navarro, donde se ha establecido el operativo sanitario. Así se afirmó desde la Consejería de Sanidad.

La Isleta es el primer barrio de Las Palmas de Gran Canaria donde se llevan a cabo estos cribados selectivos, dado que es uno de los lugares donde más brotes se han detectado. Los tests rápidos se realizan a personas de entre 20 y 45 años, con cita previa, tras una llamada de Atención Primaria, ya que es en esta franja de edad donde se han registrado más contagiados.

El portavoz del Gobierno de Canarias, Julio Pérez, señaló este jueves, tras el Consejo de Gobierno, que "muy pocas personas dieron positivo" en el cribado del miércoles, al que fueron citados 291 residentes de La Isleta. De las 268 personas que acudieron a la cita, solo uno dio positivo. El test también detectó que otras cuatro personas habían tenido la enfermedad, pero sin presentar síntomas.

Pérez afirmó que la cifra es muy positiva, por la baja incidencia entre la población, pero que ello no debía de hacer bajar la guardia a la ciudadanía sobre las medidas dictadas por el Gobierno de Canarias para evitar los contagios. Las nuevas restricciones impuestas por el Ejecutivo canario se mantendrán hasta el 26 de septiembre, ya que Gran Canaria acumula más de 100 casos por 100.000 habitantes. En concreto, 672, 91.

El Servicio Canario de Salud pretende que en diez días pasen por el Centro de Día de Mayores, cerrado para la Tercera Edad, entre 5.000 y 5.500 residentes del barrio de La Isleta.

Estos cribados obedecen a una decisión técnica de la Dirección General de Salud Pública y forma parte de una de las medidas sanitarias llevadas a cabo por el Comité de Gestión de Emergencia Sanitaria para frenar la pandemia en las Islas.

En los próximos días también se ampliará a los centros escolares de la capital ante el inicio del curso.

El municipio de Las Palmas de Gran Canaria es uno de los más afectados de la Isla por la pandemia. A día de ayer, y según la consejería de Sanidad -a las 14.00 horas-, había contabilizados 5.728 casos positivos, lo que representa un 0,673% de los 851.231 habitantes. Un total de 53 personas han fallecido a causa del coronavirus.

De los casos contabilizados, 4.392 están activos, mientras que 1.279 están ya cerrados por alta médica. De los activos, solo 32 personas se encuentran en la Unidad de Cuidados Intensivos y otras 133 en hospital pero en planta; el resto están en casa guardando cuarentena.

La prueba que se realiza en La Isleta es voluntaria, aunque desde las instituciones públicas se ha pedido la máxima colaboración ciudadana para atajar los contagios, dado que hay personas que son asintomáticas, por lo que pueden estar extendiendo el virus sin saberlo, al no presentar síntomas. De ahí la importancia de estos cribados selectivos en los tramos de edad más propensos a relacionarse por cuestiones laborales, familiares o de ocio.

El test rápido que realiza Sanidad consiste en una muestra de sangre recogida de un simple pinchazo en el dedo. Con la prueba se trata de detectar si la persona tiene anticuerpos del virus. Es decir, si es positivo o, por el contrario, ha pasado la enfermedad.

Los médicos de cabecera son los encargados en ponerse en comunicación con el paciente para darle los resultados de la prueba, pese a que los resultados se puede saber en apenas 20 minutos. Se trata de mantener en todo momento el protocolo de privacidad, ya que se trata de datos médicos.

Las personas que han resultado positivas en coronavirus se les hace posteriormente una prueba PCR para confirmar de modo más completo los datos de este test.

El consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, Blas Trujillo, visitará hoy el Centro de Día de Mayores de La Isleta para conocer cómo se llevan a cabo estos cribados, que en los próximos días se extenderá a otros barios de la capital donde Sanidad ha contabilizado más casos. La Consejería no ha precisado donde se llevará a cabo el siguiente cribado aunque es muy probable que se centre en aquellos puntos con más población.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats