“Estamos todos impactados”, así se mostró este jueves Inma Medina, concejala de Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria, y en general todo el mundo de las carnestolendas de la capital y de Canarias ante la noticia del fallecimiento del diseñador Fernando Méndez por complicaciones derivadas del Covid-19. “Siempre quedará su elegancia, su estilo y educación”, señaló la edil. "Solo puedo tener tristeza y dolor, es una pérdida irreparable, la historia se escribe a lo grande con él, no solo por ser el más laureado, también echamos de menos su predisposición a participar", apuntó.

Fernando pensaba siempre en lo mejor para el Carnaval, la disposición que tenía para colaborar, para ayudar en mejorar la fiesta era plena”, recalcó Medina. Eso sí, señaló que deja al Carnaval “el mejor de los regalos”: su larga trayectoria en los escenarios con hasta 16 candidatas coronadas como reina de la fiesta. La concejala adelantó además que propondrá al colectivo de diseñadores y personajes de las carnestolendas realizarle un homenaje en las galas conmemorativas del Carnaval que habrá el próximo febrero. “Todos los que tuvimos la suerte de conocerlo y trabajar con él reconocemos su talento como diseñador, pero también su calidad humana", destacó Medina.

Consternados

Y es que el mundo de las carnestolendas se encuentra consternado por lo ocurrido. “Se va a notar su ausencia en el Carnaval”, apuntó por su parte el decorador Alberto Trujillo, quien fuera el diseñador de los escenarios del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria durante 17 ediciones. “La ciudad pierde glamour”, destacó impactado por la noticia. “Me he quedado hecho gofio”, reconoció. “Hace tiempo que no lo veía, estábamos colaborando en una exposición sobre su trayectoria que espero pueda salir adelante de otra manera”, destacó el escenógrafo.

“Nunca se le supo aprovechar, en el mundo del Carnaval hay muchas envidias y más de uno temía que Fernando le pudiera hacer sombra con su buen gusto”, indicó Trujillo. Y es que Méndez sobresalió por la presentaciones y eventos varios que realizó durante toda su trayectoria. “Nadie hacia las cosas tan apoteósicas como él, que pena que no se le aprovechase para poner el Carnaval en la órbita que se merece”, señaló. Trujillo definió al fallecido diseñador como un hombre “respetable y excelente”. “Colaboramos en otros eventos fuera de la fiesta, siempre me pedía opinión, merecía la pena ayudarle”, recalcó.