Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La capital tiene el doble de plazas de alquiler vacacional que hoteleras

Un estudio pionera del INE desvela que en la ciudad hay 8.030 camas turísticas en alquiler frente a las 2.940 que había en hoteles en agosto

La capital tiene el doble de plazas de alquiler vacacional que hoteleras

La capital tiene el doble de plazas de alquiler vacacional que hoteleras

El primer estudio elaborado por el Instituto Nacional de Estadística (INE) sobre vivienda vacacional en España ha permitido conocer el alcance de este fenómeno con respecto al sector turístico tradicional de Las Palmas de Gran Canaria. El municipio capitalino contaba en agosto, mes en el que se realizó el informe, con un total de 8.030 plazas de alquiler vacacional, cantidad que contrasta con las 2.940 camas hoteleras disponibles en la ciudad en el mismo mes, según datos del Instituto Canario de Estadística (Istac). La diferencia es de más del doble entre ambos tipos de oferta alojativa, concretamente del 63,4%.

Las estadísticas aportadas por el INE y el Istac corresponden a un mes en plena pandemia, por lo que los resultados se han visto alterados por el parón turístico que ha vivido el Archipiélago en el último año -muchos establecimientos han preferido mantener sus puertas cerradas durante este tiempo-. La oferta de plazas hoteleras en la capital grancanaria en agosto de 2019 -un año antes del estudio del INE sobre vivienda vacacional- era de 6.122 camas. Esta cifra sigue siendo inferior, aunque en menor medida, al de los alquileres turísticos disponibles el pasado verano en la ciudad -a falta de datos anteriores al ser este un estudio pionero-. La diferencia es en este caso del 23,8%.

Los bloques de protección oficial de la parte alta de El Polvorín tiene 52 camas turísticas

decoration

En los últimos años el número de viviendas vacacionales se ha disparado en las calles de la capital grancanaria, especialmente en zonas cercanas a la playa de Las Canteras o en el entorno del barrio histórico de Vegueta. Un modo de hacer turismo y de alojamiento alternativo al que ha existido tradicionalmente. Según el INE la ciudad contaba en agosto con un total de 2.250 alquileres turísticos, una cifra que supone el 1,23% del parque inmobiliario del municipio. En el conjunto de España, este dato asciende a 321.000 viviendas turísticas.

Isleta Puerto Guanarteme

El distrito Isleta Puerto Guanarteme es el que más plazas de alquiler vacacional atesora en la capital, con un total de 5.315 camas, más de la mitad de las que están disponibles en toda la ciudad. El estudio del INE también aporta información por secciones censales; en este sentido en la zona del Istmo de Santa Catalina, entre las calles Padre Cueto y Tenerife, hay hasta 802 plazas alojativas; en los aledaños al cruce entre Luis Morote y Tomás Miller hay 613; en el entorno de Playa Chica 537; y en el de la plaza Farray 483.

El distrito Centro sería el segundo con 1.316 camas. De las cuales 208 se encuentran en el tramo de Ciudad Jardín delimitado por las calles Alejandro Hidalgo y Rafael Ramírez. El siguiente distrito en este particular ranking sería el de Vegueta Tafira Cono Sur con 775 plazas. En este caso es en el barrio histórico donde más alquileres vacacionales se concentran. Entre la catedral y la Avenida Marítima hay 126 plazas; mientras que entre Santa Ana y el risco de San Juan hay 130. Esta última sección censal es la que soporta una mayor densidad de viviendas vacacionales de toda la capital: el 14,8% de sus inmuebles están destinados a esta actividad turística.

Muy por detrás estarían Ciudad Alta con 436 plazas y Tamaraceite San Lorenzo Tenoya con 188. Aún así, el dato es relevante, pues en esta parte de la capital -donde reside prácticamente la mitad del municipio- no existe ningún tipo de oferta turística tradicional. La sección censal con más camas en este caso sería la parte alta de El Polvorín, cuyos bloques de protección oficial aglutinan hasta 52 camas turísticas.

La concentración de viviendas vacacionales en el distrito que incluye la playa de Las Canteras no es casualidad. Se trata de la zona de la ciudad que desde los años 60, cuando comienza el boom del turismo en Canarias, ha aglutinado en gran medida esta actividad, hasta tal punto que en otros barrios siempre ha sido residual. Es aquí donde proliferaron en la segunda mitad del siglo XX los hoteles y apartamentos.

La mayor parte de estos últimos complejos extrahoteleros se reconvirtieron en pisos y pequeños estudios en los 80, cuando los dos municipios del Sur tomaron el relevo de la capital en cuanto al turismo de masas se refiere. Tras décadas de decadencia, muchos de estos bloques se han reconvertido ahora en viviendas vacacionales. De hecho, en algunos casos, este nuevo negocio ocupa edificios enteros totalmente renovados.

En San Bartolomé de Tirajana y Mogán la oferta tradicional sigue dominando

decoration

El alquiler vacacional ha sido en la Isla un fenómeno que ha revolucionado el sector turístico principalmente en la capital, tal y como se puede ver a través de los datos del INE. De hecho, en Las Palmas de Gran Canaria tanto en la zona del Puerto como en los históricos barrios de Vegueta y Triana se han abierto varias decenas de nuevos establecimientos hoteleros en los últimos cinco años. El hotel BEX, el Cordial Vista Acuario, el hotel Suites 1478 o el Veintiuno Emblematic son solo algunos. Y, aún así, no logran igualar las cifras de plazas alojativas.

En los otros dos grandes municipios de la Isla, San Bartolomé de Tirajana y Mogán, las ofertas hoteleras tradicionales siguen superando al alquiler vacacional. En el primero, según el INE hay 12.805 plazas en viviendas vacacionales, mientras que la oferta alojativa hotelera en agosto del año pasado según el Istac era de 26.221 camas -un año antes, sin la pandemia de por medio, la cifra ascendía a 40.189-. En el segundo, hay 6.039 plazas en viviendas turísticas y 9.123 camas -17.701 antes de la expansión del virus-.

Este informe pionero del INE se ha realizado mediante una técnica de web scraping. Esta consiste en un rastreo exhaustivo de los anuncios de alquileres turísticos publicados en ese momento en las plataformas de alojamientos más utilizadas -AirBnb o Booking-, descartando aquellos que estén duplicados. A falta de datos anteriores, el estudio también está sesgado por la pandemia. Según expertos inmobiliarios, numerosos propietarios de viviendas vacacionales han preferido durante estos últimos meses sacar sus casas al mercado del alquiler de larga duración, venderlas o dejarlas vacías a la espera de una mejora en el sector del turismo.

De hecho, en abril de 2020 el Cabildo tenía registradas en el municipio de la capital un total de 2.420 viviendas vacacionales. Esta cifra es inferior a la obtenida por el INE cuatro meses después, cuando resulta que el estudio ha tenido en cuenta anuncios de alquileres turísticos que están disponibles y publicitados en plataformas como AirBnb o Booking pero que no han sido notificados ante la administración pública por parte de sus propietarios.

Datos


2.940 Plazas hoteleras: Los datos del Instituto Canario de Estadística (Istac) arrojan que en la capital había en agosto un total de 2.940 camas hoteleras, una cifra mermada por la pandemia.

802 Plazas en el Istmo: Con 802 plazas en viviendas vacacionales, el Istmo de Santa Catalina es la sección censal con las cifras más altas de la ciudad en este sentido según el estudio del INE.

8.030 Plazas de alquiler: El primer estudio del INE sobre vivienda vacacional ha desvelado que en Las Palmas de Gran Canaria había en agosto 8.030 plazas de alquileres turísticos.

Compartir el artículo

stats