Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un cubano, en huelga de hambre en la plazoleta Farray: "Abascal, estoy bien"

Rigel Cortés se encadena a su joyería y asegura que no come hasta que cese la represión en su país

5

Un cubano, en huelga de hambre en la plazoleta Farray La Provincia

Rigel Cortés es un cubano propietario de una joyería en la plazoleta Farray, en Las Palmas de Gran Canaria. Este jueves se encadenaba a la puerta de su establecimiento e iniciaba una huelga de hambre "hasta que no cese la represión" en su país.

Además, en una extensa carta de ocho puntos explica que está gestionando una entrevista con Santiago Abascal, líder de Vox, para tratar el asunto. Mientras tanto, le manda este mensaje: "Abascal, estoy bien, no hay prisa ni peligro, esto es un país libre y estoy bien alimentado entre gente pacífica y amable".

Las peticiones del cubano encadenado en la plazoleta de Farray LP / DLP

Compartir el artículo

stats