Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Puerto crece un 16% en dos años y refuerza su peso en la economía canaria

Cierra el primer tercio de 2021 con un millón de toneladas más que en el inicio de 2019 | Contenedores, graneles líquidos y pesca, los grandes impulsores

Contenedores en la terminal Opcsa del Puerto de Las Palmas. | | JUAN CASTRO

Contenedores en la terminal Opcsa del Puerto de Las Palmas. | | JUAN CASTRO

El papel del Puerto de Las Palmas como eje de diversificación de la economía del Archipiélago se ha consolidado en los dos últimos años, aun con los efectos de la pandemia del coronavirus mermando algunos sectores de actividad. El recinto de la capital grancanaria cerró el primer cuatrimestre de 2021 con un crecimiento del tráfico del 16,74% con respecto a los cuatro primeros meses de 2019, cuando el coronavirus aún no marcaba la agenda del planeta. A pesar de la caída del consumo interno en el Archipiélago por el descenso del turismo, las 7.369.563 toneladas registradas entonces han pasado a ser 8.389.629 este año gracias a la conectividad internacional de La Luz, impulsada por de los contenedores, las mercancías -fundamentalmente los graneles líquidos- y la pesca congelada.

El movimiento de contenedores ha crecido un 34,49% en 2021 con respecto al primer cuatrimestre de 2019, aunque tras ese aumento global existen dos tendencias opuestas. Por un lado, los contenedores en tránsito han aumentado un 72,38%, sobre todo a partir de la decisión de la naviera MSC de incorporar a Las Palmas a su red de puertos de transbordo de cara a la reactivación del transporte marítimo internacional tras la pandemia. En el lado opuesto, las unidades para carga y descarga, destinadas al mercado local, han caído un 8,21%.

Hace dos años, la carga y descarga de contenedores generó 148.686 movimientos, el 50,27% de las 295.726 unidades contabilizadas durante todo el primer cuatrimestre. Con 136.486 movimientos registrados en el primer tercio de 2021, estas operaciones han supuesto ahora el 36,51% de los 374.734 TEU totales.

Índice de contenerización de Las Palmas

Al margen de su destino final, los contenedores representan una porción cada vez mayor de la actividad portuaria. De las 7.618.484 toneladas de mercancías que han pasado por el Puerto en el primer tercio de 2021 -un 18,95% más que dos años atrás-, 4.310.583 viajan en contenedores, con un incremento del 33,86% entre los dos periodos analizados. Las mercancías convencionales han caído un 20,52% y se sitúan por debajo de la barrera del millón de toneladas, con 884.842. El índice de contenerización, que mide la relación entre la mercancía contenerizada y la general, ha crecido más de ocho puntos porcentuales al pasar del 74,31% al 82,97%.

Los graneles líquidos también se encuentran entre los apartados con evolución positiva en estos dos años. Este tipo de mercancías transportadas en tuberías -sobre todo, combustibles destinado a la exportación o el suministro a buques- ha aumentado su peso en el tráfico portuario un 18,58%, con 2.369.720 toneladas frente a 1.998.361 en el periodo de referencia de 2019. En el extremo opuesto se encuentran los graneles sólidos, vinculados en muchos casos al sector de la construcción. Su caída en Las Palmas ha sido del 27,16% al pasar de 73.231 toneladas a 53.340.

El sector del avituallamiento de combustibles está ligado al de graneles líquidos, aunque su evolución no ha resultado tan positiva. La Luz, habitual ‘gasolinera’ del Atlántico, se ha resentido por la reducción de trayectos de las navieras interinsulares. Aun así, el Puerto ha logrado mantener su volumen de suministro en 709.800 toneladas, con una caída testimonial de 163 toneladas, el 0,02% de las 709.963 registradas dos años atrás. La Autoridad Portuaria recordó este lunes que el recinto capitalino «ha liderado el bunkering en España tanto en 2019 como en 2020».

Más pesca

La pesca congelada también da muestras de recuperación en Las Palmas. Este tipo de mercancías, que además generan un gran efecto multiplicador en la economía local por el amplio abanico de servicios que requieren sus flotas, han aumentado un 15,33% frente al primer cuatrimestre de 2019 y se sitúan en 63.298 toneladas. Al igual que ocurre con los contenedores, su crecimiento se sustenta en las operaciones de tránsito, que progresan un 33,63% hasta 35.802 toneladas y compensan la caída de las cargas y descargas, que se dejan un 2,13% hasta 27.495 toneladas.

El movimiento de pasajeros es uno de los más afectados por la pandemia y continúa en números similares a los que registra desde marzo de 2020. El número de personas que llegan o parten del Puerto de La Luz ha caído un 89,15% en relación con el primer tercio de 2019. Los 767.955 pasajeros de entonces se han quedado en 83.296 en 2021. La bajada ha sido incluso más acusada en los viajeros de línea regular, que descienden un 91,88%: de 344.900 se ha pasado a 27.991 este año. Los cruceristas caen un 86,93%, de 423.055 a 55.305.

Un crucerista empuja sus maletas con varios barcos de AIDA atracados en el muelle Santa Catalina al comienzo de la pandemia, en marzo de 2020. TONY HERNÁNDEZ

Los datos del mes pasado también muestran los cambios acaecidos en el Puerto desde abril de 2020, en pleno estado de alarma por la pandemia. En este periodo, el tráfico total de La Luz ha ganado un 27,92% y se sitúa en 2.248.528 toneladas.

El recinto capitalino marcó 96.674 TEU -un 67% más que un año atrás- con un aumento del 100,79% en los tránsitos y del 28,07% en la carga y descarga. Descendieron un 3,20% los graneles líquidos, que registraron 597.396 toneladas, mientras la pesca congelada aumentó un 21,82% hasta 18.510 toneladas. El número de pasajeros de línea regular creció un 4,80% con respecto al mes del confinamiento más intenso.

Compartir el artículo

stats