Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El turista gasta de media 773 euros en el Carnaval y los residentes 63

Un estudio de la ULPGC desvela que la fiesta genera un impacto económico de 39 millones de euros por cada edición y mejora la imagen turística de la ciudad

Una de las carrozas de la Gran Cabalgata del Carnaval 2020, oficialmente el acto más multitudinario de la fiesta. | | QUIQUE CURBELO

Una de las carrozas de la Gran Cabalgata del Carnaval 2020, oficialmente el acto más multitudinario de la fiesta. | | QUIQUE CURBELO

Cada año, el Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria atrae a miles de personas, tanto locales como foráneas; una masa social que mueve y dinamiza la economía de la ciudad. Un estudio encargado por el Ayuntamiento capitalino a la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) ha desvelado que el turista gasta de media 773 euros y los residentes 63 euros por cada edición de la fiesta. La muestra, en la que han participado además de la institución canaria las universidades de Calgary -Canadá- y Gotemburgo -Suecia-, arroja en sus conclusiones que la fiesta tiene un impacto económico anual de 39 millones de euros.

Los concejales de Carnaval y Turismo de la capital, Inma Medina y Pedro Quevedo respectivamente, presentaron este lunes los resultados del estudio junto al doctor y catedrático responsable del mismo, Sergio Moreno. Para la elaboración del mismo ha realizado un trabajo de campo de 2018 a 2020, con entrevistas a empresas y expertos del sector, además de encuestas a 327 residentes en la Isla y 465 visitantes. Según expusieron, la muestra refleja que la fiesta dinamiza la economía, mejora la imagen y el posicionamiento de la marca turística de la ciudad y es un elemento destacado de pertenencia a la comunidad.

Este primer estudio sobre el impacto económico que genera el Carnaval en la capital grancanaria revela que los residentes en la Isla gastan unos 17,7 millones de euros en la fiesta. De estos, 5,5 millones corresponden a disfraces y complementos, mientras que unos tres millones acaban en bares, restaurantes y chiringuitos.

Cada grancanario dedica de media 63,63 euros a la fiesta. El estudio desglosa esta cantidad por diferentes tipos de gasto; de tal manera que es en disfraces y complementos donde realizan la mayor inversión, hasta 24 euros anuales. Además de en telas y en purpurina, los residentes en la Isla también gastan en restauración y chiringuitos -12,65 euros-, comida y bebida compradas en supermercados y tiendas -8,67 euros-, transporte -8,62-, entradas a galas y concursos -7,08-, y otras actividades de ocio, tales como discotecas, -2,61 euros-.

El estudio revela que los grancanarios que asisten a las galas del Carnaval gastan el doble que la media: 129,45 euros. En este caso, emplean en disfraces y complementos 28,8 euros y en restauración y chiringuitos 33,8. La muestra también destaca que tan solo el 7,8% de los residentes en la Isla llevan una política de gasto 0. El 54%, en cambio, dedica hasta un máximo de 100 euros, mientras que el 11,8% llega a gastar más de 200 euros en la fiesta más importante la capital.

El conjunto de los turistas, en cambio, dejan 1,2 millones de euros en época de Carnaval. De estos, el 80,5%, unos 993.000 euros, acaban en la capital, y el resto en otros municipios de la Isla. El estudio arroja que el gasto medio por cada visitante es de 773,51 euros. De esta cantidad, prácticamente un tercio corresponde a gastos de alojamiento, unos 245 euros. Le siguen los gastos en bares y restaurantes -158,94 euros-, otros gastos de viaje -123,96-, comida y bebida adquirida en tiendas y supermercados -71,87-, servicios personales -52,21-, transporte en la ciudad -43,7-, otras actividades -43,6-, y entradas a los eventos -33,46-.

Final Drag Queen

El visitante desembolsa, según se lee a través del estudio, una cantidad muy superior a la que dejan los residentes en la Isla, y no solo en capítulos evidentes -como es el caso del alojamiento-, también en transporte local, comida y bebida o entradas a eventos. Especialmente es reveladora la diferencia en este último caso. Los grancanarios gastan unos siete euros en galas y eventos, cuando la gala de la Reina y la Preselección Drag cuesta 10 euros y la final Drag Queen asciende a 15; en cambio, los foráneos gastan en este caso unos 33 euros, por lo que se deduce que asisten a más de una gala.

La concejala de Carnaval, Inma Medina, señaló durante su intervención en la presentación del estudio que estos datos contrarrestan el argumento habitual de «mejor se empleara el dinero de las fiestas en otras cosas». «Una de las grandes necesidades que tenemos es captar turismo y repercusión económica, mover la industria que se genera entorno al Carnaval», apuntó.

De izquierda a derecha la edil Inma Medina, el rector Lluis Serra Majem, el edil Pedro Quevedo y el doctor Sergio Moreno | | LP/DLP

El Ayuntamiento de la capital grancanaria destinó al Carnaval 2,4 millones de euros en 2020, según consta en los presupuestos municipales. «Todavía es poco para lo que necesitamos», recalcó este lunes Medina. «Hemos estado trabajando junto a todo un equipo y por primera vez vemos el impacto económico que tiene la fiesta en la ciudad», apuntó. La concejala precisó que su objetivo será «seguir avanzando y trabajando para que la fiesta más importante de la ciudad sea declarada de Interés Turístico Internacional».

El estudio, realizado por el investigador Sergio Moreno con la ayuda de los doctores Tommy Andersson -Universidad de Gotemburgo- y Donald Getz -Universidad de Galgary-, destaca que el Carnaval genera en la capital un impacto directo de 3,5 millones de euros. En cuanto a imagen, la fiesta es capaz de producir más de 16,7 millones de euros; principalmente en televisión, poco más de 11 millones, pero también en internet y prensa.

Pedro Quevedo: «Contar con indicadores que midan la huella de la fiesta es un asunto estratégico»

decoration

En otro orden de cosas, los residentes valoran el Carnaval con un 6,84 en una escala del 1 al 10. Entre los que asisten a las galas la fiesta alcanza el notable y tiene una nota de 7,7. Además, se da la circunstancia de que los que prefieren las plataformas y la transgresión drag han puesto de media una nota peor a las carnestolendas que los encuestados que van asiduamente a la gala de la Reina.

Entre los turistas, un 12% reconoció que visitaron la ciudad expresamente por el Carnaval y el 9,2% llegó a cambiar las fechas de su viaje para que pudieran así coincidir con las de las fiestas. Entre aquellos que pernoctan en la capital, el 37% aseguraron que conocían la existencia de las carnestolendas; mientras que entre los que prefirieron hacerlo en la capital el 25% ya había estado en años anteriores entre mascaritas.

«Nuestro estilo de vida»

Los asistentes a las galas señalaron en la encuesta que para ellos «el Carnaval es parte de nuestro estilo de vida», además de otorgarle mayoritariamente «una impresión positiva». En este sentido, Pedro Quevedo señaló este lunes que la intención del Ayuntamiento es «añadir identidad y valor cultural propio a todos los fenómenos que se desarrollen en la ciudad». Pues esto permitirá que el estudio sea «fructífero», precisó, «para colocarnos en las mejores condiciones, para recuperar los mejores datos de la historia en Turismo, que son los que teníamos justo antes de la pandemia».

Sergio Moreno: "«Estas personas estarían dispuestas a pagar para que el carnaval no desapareciera»

decoration

Sergio Moreno indicó durante su intervención que «hay un vínculo que las personas relacionan el Carnaval con su identidad», dadas las valoraciones que se hicieron. Y es que según el estudio, el 90% de los residentes reconoce haber asistido a algún acto del Carnaval en alguna ocasión. «Es parte de mi estilo de vida; esto genera una expresión muy positiva. Por lo tanto, se llama valor de existencia, es decir, estas personas estarían dispuestas a pagar para que el carnaval no desapareciera», precisó el experto, quien forma parte del Instituto Universitario de Turismo y Desarrollo Económico Sostenible (TIDES), reconocido como un centro puntero mundial en investigación turística. «La importancia de este evento es muy significativa en cuanto a lo que es ese sentimiento y sensación emocional por parte de los residentes», matizó Moreno en su intervención.

Inma Medina: «Queremos seguir avanzando para que la fiesta sea de Interés Turístico Internacional»

decoration

«Contar con indicadores que midan la huella de la fiesta, declarada de Interés Turístico Nacional, es un asunto estratégico y necesario», añadió Quevedo, «hay que seguir trabajando en el Carnaval como fenómeno turístico». Al acto de presentación de este lunes también acudieron el rector de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Luis Serra Majem; y el Vicerrector de Cultura, Deporte y Activación Social de los Campus, José Luis Trenzado. Moreno presentó en 2019 otro estudio sobre la repercusión del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria en internet.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria encargó la muestra en 2018 con el objetivo de conocer el impacto económico, social y turístico que tiene la fiesta en la ciudad, aspectos que están reflejados en las conclusiones del mismo. Forma parte de las actuaciones que está realizando el Consistorio con vistas a reforzar las opciones que tiene el Carnaval capitalino de convertirse en Fiesta de Interés Turístico Internacional tras su reconocimiento como Fiesta de Interés Turístico Nacional el pasado en 2017.

Compartir el artículo

stats