Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una gran vía peatonal conectará Triana y Alcaravaneras a través de 27 calles

El eje arrancará en la calle Alemania y avanzará en forma de zig zag por Ciudad Jardín, Arenales y Canalejas | Sólo podrán circular los coches de los residentes

La Gran Vía Peatonal entre Alcaravaneras y Triana echa a andar La Provincia

Una gran vía peatonal conectarlos barrios de Alcaravaneras, Ciudad Jardín, Arenales y Canalejas con Triana a través de un recorrido de más de cinco kilómetros por unas 27 calles, donde las que las personas a pie tendrán la prioridad absoluta frente al coche. El corredor peatonal, que arrancará en la calle Alemania y terminará en el parque San Telmo permitirá recorrer la ciudad en forma de zig zag, buscando las calles que tengan más sombra, las menos ruidosas y las que sean en definitiva más idóneas para un paseo agradable y que al mismo tiempo no causen grandes trastornos en el tráfico rodado.

A lo largo del recorrido se crearán cinco nuevas plazas, aprovechando las intersecciones de calles, se plantarán árboles y se hará un tratamiento especial en las zonas cercanas a los colegios. Se aprovechará el recorrido para redescubrir lugares como el pasaje de Las Chapas o La Chimenea de Swastom, en Arenales, y se iniciará la peatonalización de calles emblemáticas como Perojo.

En Alcaravaneras, al corredor se sumará el proyecto de minimanzana, en fase de elaboración, que prevé peatonalizar siete calles en el corazón del barrio. Ambos proyectos están siendo diseñados por el arquitecto Héctor Machín.

El concejal de Movilidad José Eduardo Ramírez anunció ayer, durante la presentación del eje peatonal, que en cuanto se encuentre el dinero necesario, a través de remanentes o de los fondos de cooperación, se redactará el proyecto para iniciar lo antes posible la primera fase, en el barrio de Alcaravaneras. Si puede ser, se iniciará a final de año. La actuación costará un millón de euros y se puede llevar a cabo en un plazo de cuatro o cinco meses.

El corredor arranca en la calle Alemania, continúa por la plaza Gabriel Mejías Pombo y las calles Puccini, Perera, Hermanos García de la Torre y Camilo Saint-Saëns y Maestro Valle. En la intersección de estas dos calles se creará la primera plaza y el corredor sigue por las calles Rafael Ramírez y Brasil, donde se crean otras tres plazas en los cruces con Lope de Vega, Santiago Rusiñol y Núñez de Arce.

Desde aquí prosigue por Leopardi, Alejandro Hidalgo hasta bajar a León y Castillo, donde se creará una plataforma única que unirá los jardines del Santa Catalina y el Pueblo Canario con los del Metropole. Desde el Pueblo Canario conecta con Ángel Guimerá y en el cruce con la calle Francisco González Díaz se creará una quinta plaza. Aquí se incorpora a Espronceda, cruza Juan XXIII, atraviesa la plaza Rafael O'Shanaham, pasa por Cayetano de Lugo y Suárez Naranjo, ya en pleno barrio de Arenales, desde donde bajará por Castrillo hasta el pasaje de Las Chapas. Desde aquí sigue por Carvajal, Matías Padrón y Pachomoso, Aguadulce, Agustín Bethencourt, Molino de Viento y plaza de la Feria, que se unirá con la plaza de la Concordia. Ya en el barrio de Canalejas sigue por la calle del mismo nombre, Obispo Rabadán, Tomás Iriarte, la plaza del padre Hilario, Perojo, cruza Bravo Murillo y llega a la calle Eduardo, desde donde baja a San Telmo, a través del primer tramo de Buenos Aires. El gobierno municipal hace suya, de esta manera, la propuesta de corredor peatonal que lanzó hace un año un grupo de vecinos de Alcaravaneras y Arenales que, aunque ha sido modificada en algunos puntos del recorrido, cumple el objetivo que se buscaba: una ciudad más amable para los peatones, con nuevas áreas de descanso, zonas de sombra, más espacios verdes y reducción de ruidos y que propicien el redescubrimiento de partes olvidadas de la ciudad, desde una perspectiva más cultural y ambiental.

El grupo Ciudadanos se hizo eco de la propuesta vecinal y presentó una moción en el pleno, que fue aprobada por unanimidad, según recordó Ramírez, quien expresó su satisfacción de que esta demanda ciudadana “coincida con la política que desde el Ayuntamiento estamos desarrollando. Llevamos seis años tratando de cambiar la cultura de la movilidad en Las Palmas de Gran Canaria, proponiendo alternativas”.

Una gran vía peatonal conectará Triana y Alcaravaneras a través de 27 calles

Una gran vía peatonal conectará Triana y Alcaravaneras a través de 27 calles Teresa García Santana

Plano del proyecto de Gran Vía Peatonal de la ciudad Ayto LPGC

Por primera vez, subrayó, “estamos haciendo obras de calado que no tienen como protagonista al coche, sino el peatón, la bici, las patinetas y el transporte público. Creíamos que con el peatón teníamos que dar un paso más y crear un corredor peatonal», aunque las obras de la metroguagua ya han permitido ganar Galicia y Mesa y López para el paseo.

La propuesta se ejecutará en cinco fases: Alcaravaneras, Ciudad Jardín, Leopardi-Juan XXIII, Arenales y Triana. La última fase, que contempla un tramo de Buenos Aires, aplazará la peatonaliación de esta calle hasta que esté en marcha la Metroguagua, algo que no se producirá antes de 2023

“Estamos hablando de urbanismo táctico, de fácil ejecución e implementación y reversible. Si en un momento dado vemos que las propuestas no funcionan, podemos revertirlo”, aclaró Ramírez, quien se mostró muy satisfecho de esta iniciativa ciudadana, que “ha sido el impulso definitivo para sacar adelante la propuesta”.

Por su parte, Héctor Machín destacó que es “un eje no solo para transportarnos a pie por la ciudad sino para que las personas mayores y las niñas y los niños vuelvan a las calles, algo que se ha perdido”. Se trata, añadió, de “volver a recuperar la ciudad con ese tráfico calmado”. Aunque de momento no habrá plataforma única, por las calles del corredor sólo pasarán los coches de los residentes y se señalizarán con colores en el suelo la zona de los peatones.

En el eje se ha tratado de evitar León y Castillo, salvo en la zona de Los Salesianos, porque «no ha quedado más remedio» y en este punto sí habrá plataforma única y se tratará de unir los jardines del Metropol con los de Santa Catalina y el Pueblo Canario.

Otro objetivo de la actuación, explicó Machín, es intentar recuperar zonas que pasan desapercibidas para mucha gente, como el pasaje de Las Chapas, que «nos indica como era hace cincuenta o sesenta años esa zona de Arenales, donde la mayor parte de las casas se han ido derribando. Podemos redescubrir esas perlitas que tiene Las Palmas». Ramírez añadió que el recorrido servirá para recuperar estas zonas degradadas de la ciudad. Otro objetivo del recorrido, que pasa junto a una decena de colegios y convivirá con el carril bici, es que los niños vayan caminando al cole. «Estoy seguro», sostuvo el edil, «de que este proyecto va a generar una demanda mayor de espacios de este tipo y conllevará transformaciones urbanísticas de calado».

35

Así será la Gran Vía Peatonal entre Alcaravaneras y Triana La Provincia

Compartir el artículo

stats