El Plan Internúcleos llevará aceras y carriles bici a los barrios periféricos

El Ayuntamiento proyecta urbanizar antiguas carreteras interurbanas en Salto del Negro, Las Coloradas, Almatriche, Las Torres, El Cardón o La Montañeta

Proyecto Internúcleos, subida a Las Coloradas.

Proyecto Internúcleos, subida a Las Coloradas. / José Carlos Guerra

Vivir en ciertos barrios de Las Palmas de Gran Canaria puede significar dos cosas: correr el riesgo de ser atropellado para hacer cualquier tipo de trámite o coger el coche para todo. Es el caso de los vecinos de Las Perreras o Salto del Negro. ¿El motivo? El crecimiento poblacional de estas zonas no ha ido acompañado de una transformación de las vías de comunicación que las atraviesan y conectan con el resto de la ciudad. El Plan Director de Vías Internúcleos, ideado por la concejalía de Urbanismo, pretende dotar de aceras y sendas seguras, además de carriles bicis en algunos casos, a una serie de enclaves que han sido total o parcialmente engullidos por la trama urbana de la capital pero que en numerosos casos se encuentran aislados de la misma.

Con una inversión prevista de 16 millones de euros, este plan director quiere transformar 21 kilómetros de carreteras que hasta ahora han mantenido total o parcialmente sus características de travesías o interurbanas. Para ello, diferencia entre dos grandes ejes estructurantes -uno compuesto por la antigua carretera general de Tamaraceite al Puerto y otro de Tafira con Hoya de la Plata- y cinco itinerarios locales que vertebran núcleos concretos. A estos se les añadirían en una segunda fase lo que el plan denomina «vías de oportunidad», por ser carreteras cuya titularidad sigue siendo del Cabildo y que todavía no han sido municipalizadas.

El plan internúcleo tiene dos grandes objetivos, mejorar la seguridad vial de estos barrios y favorecer una movilidad más sostenibles, de tal manera que los vecinos de estas zonas dejen de utilizar el coche para hacer cualquier tipo de desplazamiento, cuando en algunos casos son inferiores a un kilómetro. Para ello, adaptarán las calzadas, reduciendo el espacio destinado al vehículo a motor en algunos casos y en otros utilizando los arcenes, con la creación de aceras, haciendo posible el uso de la bicicleta -bien con sendas segregadas o bien con el calmado del tráfico-. Este reacondicionamiento vendrá acompañado de árboles para dar sombra.

El objetivo será favorecer una movilidad más sostenible y mejorar la seguridad vial

El concejal de Urbanismo, Javier Doreste, resalta que ya han remitido al Estado varios tramos incluidos en este proyecto con el propósito de captar fondos europeos de recuperación 'Next Generation'. Concretamente, el eje estructurante de Guanarteme a Tamaraceite, el itinerario a su paso por Almatriche y el proyecto de aceras para Los Tarahales -este no se incluye en el plan internúcleos, pero es de similares características-. «Nuestro objetivo es reforzar estos núcleos mediante la reducción del uso del vehículo privado, la mejora de la conexión peatonal con itinerarios seguros y embellecerlos», explica el concejal del área.

El plan resalta que muchas de estas carreteras han perdido las características de vías principales de comunicación dentro de la red insular, principalmente desde la puesta en marcha de la Circunvalación. Además, el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria y el Cabildo Insular llegaron a un acuerdo en 2003 que permitió municipalizar dos decenas de kilómetros de calzadas, al pasar a tener estas «una consideración secundaria de conexión entre núcleos», tal y como reseña el plan director.

Una de las vías que pasó a tener un carácter secundario con la apertura de la Circunvalación es la GC-340. Antigua carretera general de Guanarteme a Tamaraceite, es uno de los ejes estructurantes del plan internúcleos. Con sus 5,90 kilómetros la idea será adaptar los márgenes de la calzada desde la Carretera de Chile hasta la rotonda de Hoya Andrea y de ahí Lomo de los Frailes -este último tramo corresponde a la GC-300-.

Urbanismo busca captar fondos europeos para el eje de Guanarteme a Tamaraceite

Este eje discurrirá por los barrios de Carretera de Chile, hoy en clara expansión, donde las nuevas promociones conviven con solares que carecen de acera; El Cardón y el polígono industrial Díaz Casanova -uno de los pocos tramos donde la vía sí está urbanizada con aceras; Las Torres Industrial; Las Majadillas; Las Perreras; y la antigua carretera a Tamaraceite. Esta última parte corresponde a la vía entre Hoya Andrea y Lomo de los Frailes cuya transformación salió a licitación en verano por 300.000 euros.

Vecinos de Las Perreras, en la carretera a Tamaraceite, piden aceras seguras.

Vecinos de Las Perreras, en la carretera a Tamaraceite, piden aceras seguras. / ANDRES CRUZ

La transformación de esta vía permitirá dar solución a los vecinos de Las Perreras, quienes llevan años reclamando y denunciando la inseguridad que viven cada vez que quieren desplazarse para cualquier tipo de trámite, a pesar de tener todo tipo de servicios a menos de un kilómetro en Hoya Andrea. Doreste indica que en este caso tendrán que realizar en un tramo una senda por La Mayordomía al haber terrenos privados, aunque también tendrán que hacer algunas expropiaciones para ejecutar el plan.

El segundo eje estructurante va de Hoya de la Plata a Tafira Alta. Con 5,95 kilómetros, corresponde en un primer tramo con el acceso al vertedero y la calle Marianao en Salto del Negro. De ahí sube por Cienfuegos y Guantánamo a la prisión para continuar por la calle Isla de la Graciosa; en La Montañeta el eje pasa a la calle Miguel Martín Fernández de la Torre, en San Francisco de Paula, hasta empalmar con la GC-800 hasta el cruce de la Tornera.

Este eje tiene tramos ya urbanizados en Salto del Negro y San Francisco de Paula, principalmente, aunque en la mayoría de los casos las aceras destacan por su estrechez. En el resto del trazado hay numerosas secciones con arcenes inseguros. Uno de estos es el que va desde la Hoya de la Plata original a Salto del Negro, cuyos vecinos llevan años reclamando una mejora al respecto. Doreste indica que ya han obtenido los permisos del Cabildo para colocar aceras y alumbrado.

En Marzagán, la calzada estará a limitada a 30 km/h para favorecer el uso compatible de la bici

El plan se complementa con otros cinco itinerarios locales. Urbanismo quiere dar prioridad al que vertebra el barrio de Almatriche, «es uno de los que hemos mandado para captar fondos europeos», indica Doreste. Se trata de 2,7 kilómetros de travesía que diferenciados en dos grandes tramos. El primero corresponde a la GC-300 y discurre entre la rotonda de Hoya Andrea y la del puente de Almatriche a San Lázaro. El segundo vertebra el barrio desde este último punto hasta El Zardo. Los vecinos de esta zona llevan años reclamando esta actuación, con manifestaciones en los últimos meses.

Ausencia de aceras en Almatriche.

Ausencia de aceras en Almatriche. / ANDRES CRUZ

También en el sector de Tamaraceite, la idea es urbanizar un tramo de la GC-300 entre la Cruz del Ovejero y Jacomar. Se trata de un núcleo reducido que carece de cualquier tipo de servicio, por lo que sus vecinos llegan a coger el coche para «ir seguros» a la hora de, por ejemplo, comprar el pan.

El plan también contempla mejorar la subida a El Lasso y la Ciudad de San Juan de Dios, durante 3,18 kilómetros y una pendiente media del 16%. Los técnicos proponen en la zona baja aceras a ambos lados -allá donde ahora no hay- y en la parte alta en el lado izquierdo en sentido subida. En la actualidad, los bordes existentes están muy deteriorados.

Proyecto Internúcleos. Subida a Salto del Negro desde Hoya de la Plata.

Proyecto Internúcleos. Subida a Salto del Negro desde Hoya de la Plata. / José Carlos Guerra

Por último, el plan incluye una mejora de la GC-800 a su paso por Marzagán. Durante un tramo de kilómetro y medio, la idea será mejorar las conexiones entre el cruce de Jinámar y el de la carretera de Los Hoyos. Los técnicos proponen crear una senda peatonal en la parte alta por el arcén -hay zonas con taludes- y aceras a ambos lados en la parte baja. La calzada estará limitada a 30 km/h para hacer compatible el uso del vehículo a motor y la bici.

El plan incluye reforzar mediante la preferencia de actuaciones mediante en una serie de «vías de enlace urbano» ya integradas en la ciudad, como el paseo Blas Cabrera Felipe o la antigua Carretera General del Norte. Además, la idea será en un futuro valorar otros recorridos que hoy no están municipalizados: Los Giles a Costa Ayala, San Lorenzo, Tafira Las Palmas por San Roque, Almatriche La Calzada y Los Hoyos.

[object Object]
  • Eje estructurante 1

Chile-Tamaraceite

El eje estructurante 1 del plan director de vías internúcleos discurre por 5,90 kilómetros a través de la GC-340 de la Carretera de Chile a Tamaraceite, pasando por El Cardón, polígono industrial Díaz Casanova, Las Torres industrial, Las Majadillas y Las Perreras; el último tramo de la rotonda de Hoya Andrea a la de Lomo de los Frailes corresponde a la GC-300.

  • Eje estructurante 2

Tafira-Hoya de la Plata

El eje estructurante 2 del plan internúcleos va desde Tafira Alta hasta Hoya de la Plata. El primer tramo discurre por la GC-800 hasta San Francisco de Paula, para luego continuar por las calles Miguel Martín Fernández de la Torre, Isla de la Graciosa, Guantánamo, Cienfuegos, Marianao -en Salto del Negro- hasta llegar a Hoya de la Plata. 

  • Recorridos locales

Las Coloradas

El plan prevé mejorar los 1,37 kilómetros que separan La Isleta del barrio de Las Coloradas.

Almatriche

La idea será hacer aceras en 2,7 kilómetros correspondientes a la GC-300 en la bajada a Hoya Andrea y la GC-310 en la subida hasta la parte alta del barrio.

Jacomar

Mejora de Jacomar a la Cruz del Ovejero -Tamaraceite- durante 0,97 kilómetros por la GC-300.

El Lasso

Inclusión de aceras hasta la Ciudad de San Juan de Dios.

Marzagán

Mejora de la GC-800 a su paso por Marzagán del cruce de Jinámar al de Los Hoyos.

Suscríbete para seguir leyendo