Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Puerto deniega la autorización al Sotavento por mantener la discoteca

La policía portuaria tiene más de 40 informes negativos que advierten «que no se están cumpliendo los usos permitidos» en dos locales del centro comercial

Centro comercial Sotaveno, en el Muelle Deportivo.

El Sotavento vuelve a estar en el punto de mira. La Autoridad Portuaria de Las Palmas trató en el consejo de administración de este lunes el expediente de caducidad de la autorización pública de la que goza Explotaciones Sotaventos S. L., empresa que gestiona las instalaciones del centro comercial del Muelle Deportivo de la capital grancanaria. El presidente de la Autoridad Portuaria, Luis Ibarra, señaló que dicho permiso administrativo vence en junio y que no se les renovará al hacer un «uso reiterado» de discoteca en dos de sus locales, en contra de lo que permite su licencia.

«Lo que está claro es que se está realizando una actividad de discoteca, que es algo que no contempla el plan especial del Puerto», apuntó Ibarra a este diario; además matizó que la empresa «no tiene ningún permiso» para consentir con este tipo de actividad en dichas instalaciones. Según el presidente de la Autoridad Portuaria, la institución cuenta con más de 40 informes negativos de la policía portuaria que advierten «que no se están cumpliendo los usos contemplados en la autorización». De hecho, en los últimos años, el Sotavento ha estado en el punto de mira en varias ocasiones, hasta tal punto que los accesos al recinto han llegado a estar cerrados por orden municipal.

El centro comercial Sotavento ocupa una superficie de dominio público de 2.626,19 metros cuadrados, ampliados con el edificio a 3.139,31 construidos. Este forma parte de la dársena de embarcaciones menores de Las Palmas de Gran Canaria. La Autoridad Portuaria tiene como objetivo para los próximos años ampliar y doblar el número de atraques de la Marina, además de una completa renovación del recinto. La idea será sacar a concurso el conjunto en su totalidad -tanto las zonas existentes como las nuevas-; no obstante, Ibarra aclaró que la decisión de no renovar la autorización a Explotaciones Sotavento no está ligada a esta circunstancia, si no a esta vulneración reiterada de la normativa vigente.

Ibarra: «se está realizando una actividad que no está contemplada en el plan especial»

decoration

«Ellos podrían prolongar la autorización hasta que saquemos el concurso», indicó Ibarra. No obstante, «no se renueva porque han seguido haciendo un uso de discoteca cuando es algo que no está permitido expresamente», puntualizó al respecto. Es más, precisó que les han comunicado en «numerosas ocasiones» que esos usos -con música a todo volumen- «claramente no tenían cabida». El presidente de los Puertos de Las Palmas entiende que la empresa que gestiona el recinto acudirá a la vía judicial y que la autorización seguirá vigente hasta junio, mes en el que caduca. 

Ibarra especificó que los otros locales que hay dentro del centro comercial -varios restaurantes y comercios- podrán seguir con normalidad y que esta medida solo afectará a los dos establecimientos que hoy día funcionan como discoteca. Estos negocios operan actualmente bajo un subarriendo a través de la empresa que tiene la autorización pública para gestionar dichas instalaciones. De esta manera, la Autoridad Portuaria tratará con cada uno de ellos de manera individual.

Lo cierto es que los desencuentros del Sotavento con la administración pública han sido numerosos, con la discoteca homónima siempre puesta en cuestión. La última polémica se produjo en junio de 2020, en plena desescalada tras la cuarentena de la primera ola de la pandemia. En aquel momento la Policía Local intervino en este local y en la cercana terraza Tao por supuestamente incumplir las restricciones del Estado de alarma. Según el representante legal de ambos establecimientos, abrieron en calidad de terraza y no de discoteca -algo que no estaba permitido en ese momento-.

En agosto de 2015 un empresario de la noche denunciaba a a la discoteca del centro comercial por exceso de aforo y de ruido -con música a un volumen superior al permitido-, además de por incumplir horarios de apertura. En octubre, la Policía Local procedió a clausurar el centro comercial por orden de la concejalía de Urbanismo del Ayuntamiento capitalino. Los técnicos de este área concluyeron en su expediente que la seguridad de los clientes estaba «comprometida» por temas de aforo.

Meses después, en abril de 2016, el Ayuntamiento volvió a ordenar el cierre, en este caso específicamente del Sotavento Club, por no disponer del título habilitante para operar como discoteca. El dueño de la misma recurrió la medida al verla «desproporcionada e ilegal». Esta fue avalada por la Justicia, pero finalmente el Consistorio autorizó la actividad al garantizar la gerencia del centro comercial la seguridad de los clientes del establecimiento.

Otros asuntos del consejo

  • Pliegos

Amarre y desamarre

El consejo de la Autoridad Portuaria de Las Palmas dio este lunes el visto bueno al pliego de Prescripciones Particulares del Servicio Portuario de Amarre y Desamarre en el Puerto de Arrecife y al pliego de Prescripciones Particulares del Servicio Portuario de Amarre y Desamarre en el Puerto de Puerto del Rosario. Estos se suman a los otros tres que los puertos de la provincia han aprobado en los últimos 15 meses para el recinto de la capital grancanaria.

  • Callejero

Antonio Armas

El Puerto de Las Palmas hará un homenaje al empresario recientemente fallecido Antonio Armas, presidente de Naviera Armas Trasmediterránea. El recinto de la capital grancanaria pasará a tener una calle con su nombre próximamente. Luis Ibarra, destacó su «talante emprendedor, clave para el crecimiento de la compañía que fundara su padre en 1941».

Compartir el artículo

stats