Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puerto

Un barco encalla en La Isleta y provoca un pequeño vertido de gasoil

Efectivos de la Autoridad Portuaria de Las Palmas y Salvamento Marítimo coordinan la respuesta | El barco estaba realizando un trabajo para la Armada

Una draga encalla en La Isleta

Una draga encalla en La Isleta LP / DLP

Para ver este vídeo suscríbete a La Provincia - Diario de Las Palmas o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Una draga encalla en La Isleta Christian Afonso

Un barco de tipo draga ha encallado en la costa noreste de La Isleta, al norte del muelle de La Esfinge, mientras se encontraba realizando un trabajo para la Armada española. El suceso ha provocado la declaración por parte del Gobierno de Canarias de la situación de prealerta por posible contaminación marina en los alrededores, después de detectarse un pequeño vertido de gasoil ligero.

Los hechos sucedieron en la jornada del lunes cuando el Mimar Cinco, un buque de tipo gabarra, realizaba unas tareas de despiezado de pecios en el área de Las Llanas, al noreste de La Isleta, por encargo del Mando Naval de Canarias. Sin que se conozcan por ahora los motivos, el barco terminó encallando en la costa, en una zona de difícil acceso. Los cinco tripulantes que iban a bordo fueron rescatados por un helicóptero de Salvamento Marítimo, el Helimar 206, y trasladados hasta el aeropuerto de Gran Canaria en buen estado de salud, según han informado a este periódico fuentes de la entidad estatal de salvamento.

La Autoridad Portuaria dio el aviso del encallamiento de la draga, por lo que se movilizaron varios medios de Salvamento Marítimo. En concreto, la Salvamar Nunki, el buque Miguel de Cervantes y el Helimar 206, que coordinaron el rescate de la tripulación y aseguraron la zona alrededor del barco para evitar males mayores. Este martes, las partes que participan en el dispositivo se han desplazado hasta el lugar del siniestro para posteriormente reunirse con el objetivo de conocer los detalles de lo sucedido y coordinar la respuesta que se dará a partir de ahora.

Tanto la consignataria del barco, Andrés Perdomo S. L., como el armador informaron que se encontraban gestionando las tareas para la retirada del combustible que había en el tanque de la draga, así como su posible reflotamiento.

El ‘Mimar Cinco’ recuperaba restos de los cargueros ‘Kos Island’ y ‘Ángela Pando’ en esa zona

decoration

La última vez que se geolocalizó el Mimar Cinco fue sobre las 11.30 horas del lunes, cuando emitió su última señal al satélite, por lo que el suceso pudo haberse producido en esa franja horaria. Desde el Mando Naval de Canarias han indicado que se encuentran a disposición del Plan de Emergencias activado por Sasemar, monitorizando la situación por si fuera necesaria su participación en el dispositivo, al que sí se han sumado efectivos de la Autoridad Portuaria de Las Palmas.

El Mimar Cinco llevaba desde mediados de este año extrayendo los restos de dos de los buques que se encuentran en las profundidades de esa costa noreste de La Isleta, una de las más peligrosas de la capital por sus corrientes y los vientos, así como las caprichosas formas del litoral. La draga había llegado hasta Las Palmas de Gran Canaria para llevar a cabo unos trabajos encargados por la Armada tendentes a desentrañar los restos del gigante carguero Ángela Pando, que encalló en julio de 1986 con un cargamento de mineral de hierro en su interior, y del Kos Island, otro buque de grandes dimensiones que embarrancó en extrañas circunstancias en 1991.

La Armada había sacado a subasta estos trabajos, que tenían un plazo de ejecución de alrededor de 12 meses. La empresa adjudicataria extraería los restos de estos dos grandes buques del lecho marino y los revendería para ser usados como chatarra. Un 8% de esos ingresos recaerían en el Mando Naval de Canarias. Sin embargo, estas tareas se han visto ahora interrumpidas sine die ante el imprevisto del encallamiento de la draga.

Otros hundimientos sonados

Además de los dos pecios que el Mimar Cinco estaba tratando de despiezar hasta que varó en esta zona de Las Llanas, hay otro gran barco oculto en las profundidades de La Isleta, del que se conocen menos detalles. Se cree que pueda ser el Gamko-1, un pesquero que en 1989 se encontraba en el recinto portuario cuando sufrió un incendio mientras estaba siendo reparado. Un remolcador le trasladó fuera del puerto y lo dejó en la zona del Roque Ceniciento, donde finalmente se hundió.

Tampoco está exento de misterios el lecho marino del Puerto de La Luz y de Las Palmas, donde existen multitud de pecios en distintas zonas y de múltiples tamaños. Esos buques tocaron fondo en esta zona de la bahía capitalina desde mediados del siglo pasado, cuando el recinto empezó a ganar visibilidad y fue incrementando su actividad mercante.

Los cinco tripulantes fueron rescatados por el helicóptero de Salvamento en buen estado de salud

decoration

El último de los sonados embarrancamientos en la capital se produjo para comenzar el año 2015, en las inmediaciones de San Cristóbal, con siete tripulantes en su interior que fueron rescatados por el helicóptero de Salvamento Marítimo. No hacía ni dos horas que Canarias se había tomado las uvas cuando el pesquero de bandera china Lian Run varó cerca del mítico castillo del barrio marinero. Con sus 37 metros de eslora, el buque se vio inmerso en un fuerte temporal de viento que le terminó llevando hacia el litoral, donde finalmente encalló. Sin embargo, en esta ocasión, el dispositivo sí que consiguió reflotar el buque y llevarlo a puerto.

Compartir el artículo

stats