Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Puerto

La Luz destina 12 millones de euros al nuevo puesto de inspección fronterizo

La Autoridad Portuaria saca a licitación el proyecto para la construcción de las nuevas instalaciones. Se financiará totalmente con fondos del gestor portuario

Imagen del cartel anunciador situado en la parcela donde se construirán las nuevas instalaciones fronterizas de control de mercancías en el Puerto de Las Palmas. Andrés Cruz

El proyecto para la ejecución de las Nuevas Instalaciones Fronterizas de Control de Mercancías (IFCM) dentro de La Luz ha salido a licitación por un importe de 11.997.199,52 euros, según el anuncio publicado por la Autoridad Portuaria de Las Palmas

El plazo para el desarrollo de las obras es de 18 meses y se establece que se podrán presentar las propuestas por parte de las empresas interesadas hasta el próximo mes de noviembre. 

La Unión Europea (UE) comunicó recientemente la puesta en marcha del proceso de adaptación y mejora de los controles fronterizos, con el objetivo de garantizar un aumento de la seguridad en los ámbitos alimentario, medioambiental y aduanero. Ante estos requisitos, la Autoridad Portuaria ha trabajado intensamente desde hace meses en la redacción de un proyecto prioritario. 

El presidente de la Autoridad Portuaria, Luis Ibarra, se mostró satisfecho con el hecho de haber podido sacar a licitación «un proyecto importante» y que es «el resultado de tres o cuatro años de trabajo». La búsqueda de una parcela que reuniera las condiciones idóneas supuso una labor ardua, dada la dificultad para conseguir espacios disponibles dentro de las instalaciones portuarias. «Se realizó un informe técnico por parte de la Autoridad Portuaria donde se resolvía que la parcela en la zona de La Esfinge reunía las características óptimas», apunta Ibarra. 

Tres millones más de lo previsto

El procedimiento administrativo para la aprobación del proyecto tampoco ha sido fácil. Se redactó un proyecto básico para presentarlo tanto «a los trabajadores como a los ministerios involucrados en las gestiones de inspección (Industria, Sanidad, Hacienda y Consumo)» para que aportaran ideas y posibles mejoras. «Una vez tuvo el visto bueno de todas las partes, se procedió a trabajar en el proyecto constructivo», comenta Luis Ibarra que matiza «que finalmente va a tener un coste de 12 millones de euros y no de 9, como se había informado a Puertos del Estado». 

Los motivos de este incremento de tres millones de euros responden, según el presidente de la Autoridad Portuaria, al incremento de los precios «provocados por la situación económica actual». 

Ibarra remarca que la construcción de las nuevas instalaciones de control de mercancías estará financiada «íntegramente con fondos de la propia Autoridad Portuaria», lo que es una muestra de «la solvencia económica y la gestión eficiente de los recursos del Puerto de Las Palmas». 

Proyecto constructivo

Atendiendo a lo detallado en el documento, el futuro edificio tendrá dos plantas así como una espacio que servirá de zona de espera para camiones. En concreto, ocupará una parcela de 13.744,77 metros cuadrados ubicada en el área cercana al muelle Juan Sebastián Elcano. 

El terreno linda con la Avenida de las Petrolíferas y con la Avenida Andrés Perdomo en donde se habilitará el acceso principal peatonal tanto para usuarios como para inspectores y agentes aduaneros. 

En la planta baja se encontrarían todas las dependencias necesarias para la actividad principal, la inspección de la mercancía. Se contará con nueve salas de operaciones o presentación para la operativa y se distribuirá para poder gestionar tanto productos industriales, como de origen animal, no animal del consumo no humano y de origen vegetal, entre otros. 

Todas las salas de operaciones incluyen dependencias específicas para la inspección teniendo una comunicación directa entre ambos recintos. Cada una de ellas, además, se dotará con cámaras de congelación, de refrigeración y de temperatura ambiente y almacén, de acuerdo a las necesidades. 

También en este primer nivel, existirán vestuarios para inspectores y no inspectores para cuando tengan que cambiarse o ponerse ropa especial de trabajo. 

Para dar un servicio a los usuarios que esperan mientras se procede a la inspección de la mercancía, se plantean dos salas que cuentan con servicios higiénicos. Esta planta baja ocupará un total de 5.650,82 metros cuadrados construidos.

Servicios centralizados 

Uno de los requisitos en los que más se incide desde la UE es en que las nuevas instalaciones aúnen físicamente a todos los departamentos intervinientes en las laboras de inspección y control en una misma localización. En este sentido, el presidente de la Autoridad Portuaria subraya que «se ha conseguido centralizar los servicios, lo que va a redundar en mayor agilidad en el control de mercancías y una mayor eficiencia en el ámbito del transporte». 

Con este enfoque, en la primera planta está previsto que se construyan las oficinas administrativas de gestión de los inspectores de los diferentes organismos de la Administración, todas dotadas con el equipamiento y tecnología necesarias para el desarrollo de sus funciones. 

Se ha proyecto la creación de salas de reuniones con espacios comunes, así como el laboratorio para el análisis de los productos si la inspección lo requiriese. 

La distribución según los requisitos exigidos al gestor portuario contempla la habilitación de 22 puestos de trabajo en un espacio abierto, incluidos despachos individuales y una sala de estar para el departamento de Sanidad Exterior; mientras que para Aduanas, serán ocho puestos de trabajo. 

En el caso del Servicio Oficial de Inspección, Vigilancia y Regulación del Comercio Exterior (Soivre) se incluyen seis puestos para analistas y becarios, y dos puestos más para administración, contando con un vestíbulo de conexión con el área del laboratorio y los espacios anexos como las salas para equipos, residuos, reactivos, balanzas y el laboratorio, el archivo y el cuarto de limpieza. 

Para el departamento de Agricultura y Pesca se contemplan 33 puestos de trabajo con el objetivo de llevar a cabo los servicios de sanidad vegetal, agricultura y pesca, sanidad animal y administración. 

Para el resto de urbanización se destina una superficie de 8.304,60 metros cuadrados, dentro de la que se encuentran los aparcamientos, áreas de reserva de aparcamientos, áreas verdes y rampas de acceso peatonal y vehicular. Son un total de 27 las plazas para vehículos pesados (camiones con contenedores de 40 pies). En el interior de la parcela se cuenta con 4 plazas de estacionamiento para vehículos ligeros para el personal, que en conjunto con las plazas resultantes en los tramos de las calles que dan frente al terreno sumarían un total de 46 puntos de aparcamiento. 

El apartado de accesibilidad peatonal, se plantea un itinerario a través de rampas y ascensores desde lo que se puede entrar a todos los recintos. 

Con este nuevo Puesto de Inspección Fronterizo (PIF), el Puerto de Las Palmas, que comenzará a edificarse el próximo año, se coloca a la vanguardia en materia de control aduanero. Luis Ibarra se muestra prudente e indica que La Luz contará «con uno de los mejores PIFde España, fruto del consenso y del trabajo coordinado entre las diferentes instituciones». 

Cambio en la gestión del PIF

Desde la Unión Europea (UE) se promueve la mejora de las instalaciones destinadas al control e inspeción de mercancías en los diferentes puertos del ámbito continental. El nuevo Puesto de Inspección Fronterizo con el que contará el Puerto de Las Palmas estará gestionado directamente por parte de la Administración. El presidente de la Autoridad Portuaria, Luis Ibarra, señala que «la UE tiene como objetivo que las instalaciones de los PIF no estén gestionados por empresas privadas», algo que ha venido sucediendo durante años en diferentes puertos. Los controles aduaneros de la UE protegen a los consumidores frente a mercancías y productos que podrían ser peligrosos o perjudiciales para su salud, así como a los animales y al medio ambiente mediante la lucha contra el comercio ilícito de especies amenazadas. | X. L.

Compartir el artículo

stats