Seis claves que explican la bronca entre el Ayuntamiento y la Autoridad Portuaria por el parque del istmo

Carolina Darias acusa a La Luz de romper el acuerdo inicial y amaga con frenar la mudanza de las naves de ayuda humanitaria

Beatriz Calzada asegura que no ha roto el consenso

Infografía del proyecto del parque en el istmo divulgada por la Autoridad Portuaria en la última edición de Fimar, con un museo entre el acuario y el edificio de la Fundación Puertos.

Infografía del proyecto del parque en el istmo divulgada por la Autoridad Portuaria en la última edición de Fimar, con un museo entre el acuario y el edificio de la Fundación Puertos. / LP/DLP

Jacobo Corujeira

Jacobo Corujeira

La creación de una gran zona verde en el istmo de Las Palmas de Gran Canaria, en torno al muelle Sanapú, ha generado un enfrentamiento entre el Ayuntamiento y la Autoridad Portuaria de Las Palmas que amenaza con demorar un proyecto esbozado por primera vez hace más de una década. El Consistorio anunció este lunes que se plantea parar el traslado de las naves del Programa Mundial de Alimentos y la Cruz Roja, un trámite imprescindible para despejar el suelo donde está previsto el parque, tras tener conocimiento de unas infografías divulgadas por la administración de La Luz durante la última edición de la feria Fimar. La Autoridad Portuaria respondió alegando que no ha habido ninguna presentación oficial y que no se ha roto ningún consenso. Estas son las claves del enfrentamiento entre la ciudad y el puerto.

La queja del Ayuntamiento

A media mañana, poco después de que la alcaldesa Carolina Darias presentara en Madrid el concurso de proyectos para el paseo del Guiniguada, el gobierno municipal emitió un comunicado. En él, la administración municipal acusó a la Autoridad Portuaria de romper el acuerdo inicial, presentado hace justo dos años con una serie de infografías entre el entonces alcalde, Augusto Hidalgo, y el anterior presidente de la Autoridad Portuaria, y convertirlo «en un proyecto único de una de las partes» que, a su juicio no tiene en cuenta «las auténticas necesidades de la ciudadanía, ni el conjunto de actuaciones previstas en esa zona». 

La postura de la Autoridad Portuaria

La Autoridad Portuaria respondió a través de su presidenta, Beatriz Calzada, que mostró su «asombro» por la comunicación de la alcaldesa: «Ha entendido que nosotros hemos presentado un proyecto, cosa que no es así», argumentó al tiempo que insistió en que «no se ha roto ningún tipo de consenso». La administración de La Luz, explicó, se ha «limitado a empezar a plasmar en infografías [el proyecto] para que se vaya viendo esa idea que se consensuó en su día». Darias, a su parecer, «se ha precipitado, se ha equivocado» y pone en riesgo la continuidad de «proyectos importantísimos» como el Programa Mundial de Alimentos y la Cruz Roja en el Puerto con un lenguaje que «no es de recibo».  

Infografía del proyecto de parque en el istmo.

Infografía del proyecto de parque en el istmo. / LP/DLP

El traslado de las naves

El traslado de las naves humanitarias -el espacio que ocupan en la actualidad es el ‘corazón’ de la nueva zona verde- es un proyecto que se baraja desde hace más de una década, cuando Ibarra y el entonces alcalde, Juan José Cardona, sentaron las bases para el plan Puerto-Ciudad. El consistorio asumió el pago de la mudanza en tiempos de Hidalgo para hacer hueco a los carriles de la Metroguagua, aunque el trazado definitivo de la línea de alta capacidad acabó haciéndola innecesaria. Aun así, el Ayuntamiento continuó adelante con la propuesta para desbloquear el suelo en el entorno del acuario,pero se han acumulado los retrasos para llevarlo a cabo. En las últimas semanas, Urbanismo había dado vía libre a los proyectos para el traslado, que suponen unos diez millones de euros en obras. 

Dos ubicaciones para un museo

Al margen del encontronazo por las infografías del parque, los escollos entre el Ayuntamiento y la Autoridad Portuaria se centran en el futuro museo naval o del puerto, un proyecto largamente reclamado por entidades culturales vinculadas a la actividad marítima para el que se han planteado dos ubicaciones. El Ayuntamiento apuesta por ampliar las actuales instalaciones museísticas de la Base Naval aprovechando las obras para retranquear el muro del Arsenal, para lo que ya ha mantenido conversaciones con el Ministerio de Defensa. La Autoridad Portuaria considera, por el contrario, que «no tiene sentido un museo del puerto fuera del puerto», según argumentó ayer Beatriz Calzada. Las infografías de la Autoridad Portuaria señalan que esta infraestructura podría situarse en una parcela triangular que hay entre el acuario y el edificio de la Fundación Puertos de Las Palmas.

Bolsas de aparcamiento

Tampoco parece haber consenso con respecto a las bolsas de aparcamiento de la zona. El Ayuntamiento gestiona un estacionamiento en concesión junto a la pasarela Onda Atlántica a través de la sociedad Sagulpa, pero la concesión concluirá el próximo año y el Puerto no tiene intención de renovarla. «Quizás tendría más sentido intentar darle más capacidad al aparcamiento modular» y «poner el aparcamiento en la zona de acceso» para quien vaya a disfrutar del espacio lo haga a pie o en bici, según Calzada. 

Reproches mutuos por los vertidos y la limpieza

El comunicado del Ayuntamiento también hace referencia a la «preocupación» de Carolina Darias por los «vertidos incontrolados en el mar que pueden afectar gravemente al suministro de agua en la ciudad», inquietud que ya manifestó en la entrevista publicada en este periódico el pasado domingo, al advertir que en el tiempo que lleva al frente de la Alcaldía se han producido dos episodios que han puesto en alerta a la administración municipal ante la posibilidad de que impicaran el cierre de la planta desaladora de Piedra Santa. Al respecto, Calzada argumentó ayer que «no ha habido ni un solo vertido que haya puesto en peligro ni la salud humana ni nuestra biodiversidad» y detalló que «el nivel de incidencia» con las más de 10.000 actuaciones operativas anuales del Puerto «no llega al 0,02%». La presidenta de la Autoridad Portuaria afeó a la alcaldesa la higiene urbana: «La alcaldesa tiene que estar muy preocupada por el nivel de limpieza de determinadas zonas de esta ciudad y no es precisamente en las zonas portuarias».

Suscríbete para seguir leyendo