Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pellizco de 400.000 euros para La Palma, la isla más necesitada

El sorteo del Gordo pasa de largo por el Valle de Aridane, castigado por la erupción, y deja el dinero en Santa Cruz y Los Sauces

Ricardo Cobiella y Mayse Pérez, de la administración número 1 de Santa Cruz de La Palma. | | E.D.

La suerte también se acordó de La Palma, aunque solo fuera un poquito para todas las necesidades que arrastra una isla azotada por el volcán. El sorteo del Gordo de Navidad dejó ayer 400.000 euros en la Isla Bonita, pertenecientes a 20 décimos de los números 42833 y 91179 del cuarto premio. Muchos ojos miraban a La Palma en este sorteo, sobre todo por esa antigua creencia de que en aquellos lugares en los que se produce algún tipo de catástrofe durante el año, la diosa fortuna se porta especialmente bien.

Veinte décimos de los números 42833 y 91179 se reparten entre vecinos y visitantes del volcán

decoration

Mucha no hubo pero al menos algo llegó. Para La Palma, no muy acostumbrada a recibir grandes premios más allá del Gordo del año 2000, estos 400.000 euros no vinieron nada mal y volvieron a virar, de paso, los ojos de los medios a la Isla, cuando aún no se ha dado por extinguida de forma oficial la erupción volcánica. Hubo una gran demandanda de décimos de las administraciones de El Paso, Los Llanos de Aridane o Tazacorte, pero la Lotería de Navidad pasó de largo por el Valle de Aridane, la zona más afectada por la lava y la ceniza. Fueron las administraciones número 1 de Santa Cruz de La Palma y San Andrés y Sauces las que repartieron los agraciados 42833 y 91179.

El primero, a las 10:59

El primero de ellos, a las 10:59 horas, hacía saltar la alegría en la calle Anselmo Pérez de Brito 14 de la capital palmera, donde Ricardo Cobiella y Mayse Pérez destacaban el orgullo de «dar una alegría a la Isla, que tanta falta nos hace». Este número está muy repartido en Canarias al caer también en Gran Canaria, Lanzarote, Fuerteventura y Tenerife. Mayse destaca que «no sabemos a quién se le vendieron», ya que se trata de décimos sueltos «que creemos que hemos vendido al principio». Tenía esperanza de que en su administración resultara agraciada. «Sabía que íbamos a dar algún premio este año». Además, contó que se trata de un número muy buscado por su terminación en 33. «Espero que el dinero se quede en la Isla», deseó.

Los ojos de España estaban puesto en las administraciones de El Paso, Los Llanos y Tazacorte

decoration

Mientras Mayse prepara la botella de cava para brindar, el propietario de la administración, Ricardo Cobiella, apunta que es la primera vez que en este establecimiento se dispensa un cuarto premio. «Este año queríamos que tocara el que fuera, porque la Isla lo necesita y lo necesita la gente de La Palma», subraya. «Esos 200.000 euros son bienvenidos», aclara, para recordar que los décimos fueron dispensados por ventanilla, con lo que «no sabemos quiénes ganaron». «Puede haber muchos turistas que vinieron a ver el volcán», especula, al tiempo que pide que esos turistas «vuelvan a la Isla y disfruten de ese dinero aquí». «Que ahora no se olviden de La Palma porque necesitamos que la gente venga».

Ricardo también se refirió a las cifras de venta de esta campaña de Navidad. Asegura que se han triplicado, «algo que ocurrió en todas las administraciones de la Isla». «En esto tuvo mucho que ver el volcán». Ese incremento se notó también en la venta telemática: «Mucha gente nos llamaba por teléfono preguntándonos cómo colaborar con la Isla».

El otro cuarto premio (91.179) salió en el primer alambre de la quinta tabla, con una serie vendida en parte en la administración de la Avenida de Los Sauces, en el municipio del norteño de La Palma. Allí se vendieron diez décimos, cuyos poseedores podrán cobrar 20.000 euros cada uno. Su lotero, Fernando Concepción, se mostró «muy contento» por haber repartido también la suerte entre sus vecinos. No es la primera vez que da premios en este sorteo. Vedió décimos del tercero y del quinto premio en sorteos anteriores. El empleado de la administración recalca que esperan que durante estos días «los agraciados se acerquen a la administración para poder celebrarlo con ellos». Mientras, la actividad no se detiene en el negocio. Empieza la venta de los décimos para el Sorteo de El Niño.

Contento y muy ilusionado

El propietario de la administración, José Gallardo, confiesa estar «contento y muy ilusionado con el premio», ya que «ha sido precioso» rememorar que en el pasado ya dieron un tercer premio en 2015 y un quinto en 2006. En La Palma, en esta edición, la inmensa mayoría de apostantes, que invirtieron una media de unos 41 euros, tendrán que mirar las terminaciones y esperar que la pedrea les reintegre algo de lo invertido. La otra opción que quedaba era coseguir un premio con uno o varios números comprados fuera de La Palma.

Compartir el artículo

stats