Un petrolero italiano fue secuestrado este martes cerca de las costas de Omán, confirmó el ministerio italiano de Asuntos Exteriores y la compañía armadora, citada por los medios locales.

Se trata del "Enrico Ievoli", perteneciente a la compañía armadora Marnavi spa, de Nápoles, sur de Italia, con una tripulación compuesta por 18 personas, de ellas siete italianos, todos sicilianos, cinco ucranianos y siete indios, según confirmó el armador, Domenico Ievoli.

Ievoli informó a los medios locales de que el comandante de la nave, Agostino Musumeci, le llamó por teléfono y le dijo: "los piratas han subido a bordo, pero estamos bien".

El ministerio de Exteriores ha activado la Unidad de Crisis y sigue la evolución del secuestro en contacto con el armador napolitano.

Ya en marzo de 2006 un grupo de piratas intentó secuestrar al petrolero "Enrico Ievoli" cuando navegaba cerca de las costas yemeníes de Aden.

Los piratas, en varias barcas, se acercaron hasta el petrolero, pero el comandante dio la alarma y la rápida intervención de la fragata de la Marina Militar italiana "Euro", que se encontraba en a zona evitó el secuestro.

En aquella ocasión bastó que sobrevolara la zona un helicóptero de la "Euro" para alejar a los piratas.

El secuestro se ha producido seis días después de que otro petrolero italiano, el "Savina Caylyn", fuera liberado tras ser secuestrado el pasado 8 de febrero mientras navegaba por el océano Indico con 22 personas a bordo. EFE