Un terremoto de 6,8 grados de magnitud golpeó este martes el norte de Papúa Nueva Guinea, sin que de momento las autoridades hayan informado de víctimas o declarado la alerta de tsunami.

El hipocentro se localizó en el Mar de Bismark, a 7 kilómetros de profundidad y a 19 kilómetros al este de la ciudad de Aitape y 863 kilómetros al noroeste de Port Moresby, la capital de Papúa Nueva Guinea.

La isla de Nueva Guinea, cuya mitad occidental pertenece a Indonesia, se asienta sobre el "Anillo de Fuego del Pacífico", una zona de gran actividad sísmica y volcánica que es sacudida al año por unos 7.000 temblores, la mayoría moderados.

En julio de 1998, un seísmo de 7 grados en el Mar de Bismark formó un ola gigante que arrasó decenas de aldeas y causó más de 2.200 muertos, la mayor catástrofe conocida en la historia del país.