Esteban Crespo ha asegurod que ganar el Oscar por su trabajo 'Aquel no era yo' que opta al mejor cortometraje de ficción sería un "gran alegrón" ya que "seguro que trabajar es un poco más fácil si has ganado" el preciado galardón de Hollywood". En Estados Unidos, tienen una "verdadera veneración" a la 'estatuilla', afirma el realizador y guionista español.

Tras un año participando en festivales para presentar su cortometraje 'Aquel no era yo', con el que obtuvo el Goya en 2013, el final del recorrido termina de la mejor manera posible: con una candidatura en los Óscar, los galardones más importantes del celuloide, cuya gala se celebra este domingo.

En declaraciones a Europa Press desde Los Ángeles, el cineasta español ha asegurado que tanto si gana como si pierde su único reto es "seguir trabajando", aunque ha admitido que ganar el Oscar "facilitaría" pasar al largometraje. "Respecto a mi manera de ver las cosas o trabajar no va a cambiar nada", ha subrayado.

Protagonizado por Gustavo Salmerón y Alejandra Lorente, este cortometraje narra la historia de Kaney y Paula, un niño africano y una mujer española que podrían no tener nada en común, pero que llegarán a unir sus vidas irremediablemente a través de un disparo.

Crespo ha destacado que 'Aquel no era yo' es un corto que "te engancha, que te hace sentir cosas", una característica que en EEUU "se valora", y que además tiene "redención", una "cosa que suele gustar".

Expectante e ilusionado

Respecto a sus posibilidades de llevarse el premio, el cineasta está "expectante" e "ilusionado" a pesar de que "las apuestas" le sitúan como segundo, aunque espera que se equivoquen. "En el momento que estas aquí, yo me imagino que, por mucho que digan que el favorito es otro, pues siempre tienes ilusión", ha explicado Crespo.

Sus rivales en la gala de este domingo serán la pieza francesa 'Antes que perderlo todo', la danesa 'Helium', la finlandesa 'Do I Have to Take Care of Everything??' y el corto británico 'The Voorman Problem'.

Acerca de la repercusión social del corto, el cineasta cree que con el Goya se consiguió dar una "dimensión nacional" al problema de los niños soldado en África y espera que con los Oscar sea posible que lo vea "muchísima gente en el mundo".

"Colabora de una pequeña forma en la lucha de las ONG, que no hay que olvidar que nos apoyaron desde el principio por que hiciéramos el corto", ha destacado Crespo.

El director de 'Aquel no era yo' ha afirmado que la calidad del corto español es "buenísima" aunque "no sabría decir" si en España se les da el lugar que "merecen". "A mí me gustaría que tuviera mayor proyección social. Hay grandes profesionales detrás de los cortos, un montón de gente que tiene una gran calidad", ha asegurado.

Sobre la polémica suscitada por la ausencia en la gala de los Goya del ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, en relación con el apoyo que concede el Ministerio al cine, Crespo ha subrayado que a todo el mundo del sector le "gustaría" que hubiera una "mayor implicación".

Sin embargo, el cineasta ha admitido que 'Aquel no era yo' no "habría sido posible" realizarlo sin las ayudas concedidas por el Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales (ICAA) y por la Comunidad de Madrid. "Para ser justos es un corto que no habría sido posible hacer sin ayuda", ha asegurado.