Con la llegada del verano y de las altas temperaturas, las preferencias culinarias de la mayoría de personas cambian. Ya no apetecen potajes o sopas. La prioridad está en platos como, por ejemplo, la ensalada.

A lo anterior se añade que, durante las noches calurosas de verano, lo que menos apetece es para mucho tiempo en la cocina. Sin embargo, existen determinados platos que son perfectos para la época estival. Estos se caracterizan por ser saludables, frescos y fáciles de elaborar.

Recetas de ensaladas originales y fáciles. Shutterstock

¿Cuáles son las mejores comidas para verano?

Estas son algunas de las recetas que se posicionan como las mejores para combatir las altas temperaturas:

  • Las ensaladas: desde ensaladas de quinoa o de pollo y aguacate hasta de queso y remolacha. Una de las ventajas principales de este plato es que admite múltiples versiones. Además, se caracteriza por su sencillo proceso de elaboración. Aquí puedes leer más información sobre este tema.
  • Gazpacho de sandía: para prepararlo lo que debes hacer es mezclar sandía, pepino, tomate, ajo, pimiento rojo, aceite de oliva, vinagre de vino tinto, sal y pimienta. Todo esto lo metes en una licuadora y trituras hasta que la consistencia quede suave. Antes de servir debes meterlo en la nevera.
  • Wraps de lechuga con salmón: envuelve lonchas de salmón ahumado, aguacate, pepino y zanahoria en hojas de lechuga. Después, puedes aliñar con sal, pimienta o salsa de yogur.
  • Poke de salmón: mezcla cubos de salmón, aceite de sésamo y jengibre, con arroz de sushi, aguacate, pepino y algas.

Más consejos para combatir las altas temperaturas

Existen determinados trucos en relación con la cocina para hacer cenas frescas y rápidas. Entre los mejores consejos se encuentra aprovechar los ingredientes de temporada como las frutas y verduras, planifica las recetas con antelación y juega con texturas diferentes.

A los anteriores tips se añaden otros como, por ejemplo, aprovechar las legumbres, pues son una excelente opción para crear cenas saludables y refrescantes. Mediante estas puedes incorporar lentejas, garbanzos o preparar hummus casero.